Histórico
26 noviembre 2018El Enganche

Roberto Baggio y una balada europea

Roberto Baggio Por Alex García.

El Calcio de los años 90 se caracterizaba por conglomerar a los mejores futbolistas del globo en su competición, pero sobre todo por la facilidad que existía a la hora de intercambiar piezas muy cotizadas como si de cromos se tratase. Uno de esos intercambios marcó un antes y un después en la rivalidad de dos equipos, tanto por contexto como por el jugador traspasado.

Il Divino Codino, Roberto Baggio, abandonaría la Fiorentina un 18 de mayo de 1990, días después de haber perdido una final europea con la Fiorentina frente a su nuevo equipo, la Juventus y sembrando la polémica con sus declaraciones: “¿Por qué la Juventus? Así lo ha decidido el presidente. No me dejaron tomar otro camino”.

Antes del partido de ida de dicha final, la Fiorentina había terminado de mitad de tabla hacia abajo en la Serie A y la Juventus necesitaba dar un salto de calidad en su ataque tras no clasificarse para la Liga de Campeones. Los rumores sobre la salida de Baggio hacia la Vecchia Signora caldearon el ambiente ya de por sí tenso. El resultado fue una final que tuvo emoción hasta los últimos instantes, pero que será recordada por lo ocurrido días después fuera de los terrenos de juego.

Era la primera vez en la historia en la que se producía un enfrentamiento entre dos equipos italianos en la final de la Copa de la UEFA. Una final que se disputaría a doble partido, pero que prácticamente quedaría decidido en el enfrentamiento en el Stadio Comunale de Turín. Tanto Juventus como Fiorentina habían eliminado a dos potencias alemanas como el Colonia y el Werder Bremen, pero los de Dino Zoff eran claros favoritos para ganar el torneo por la regularidad mostrada a lo largo del torneo y por una plantilla bastante superior a la del club de la Toscana.

La final generaría mucha polémica en torno a la figura de Roberto Baggio y su posible salida hacia la Vecchia Signora que se acabaría produciendo apenas días después de que la Fiorentina perdiese la eliminatoria. La tensión estaba en el aire, y los focos apuntaban a dos protagonistas. Il Divino Codino y Salvatore Schillaci, quien meses más tarde sería balón de oro del Mundial de Italia.

Se especuló poco con el marcador ya que, a los tres minutos de juego, Roberto Galia puso el 1-0 en el marcador adelantándose a la zaga viola y rematando perfectamente un centro del ya mencionado Schillaci. El centrocampista italiano anotaba así su quinto gol en la competición y encarrilaba el título para la Juventus.

El comienzo del partido no fue el mejor para la Fiorentina, pero se supo levantar ante el gol de su rival. Tan solo siete minutos más tarde, Antonio Dell’Oglio llevó a cabo una jugada individual por el costado izquierdo y le sirvió el gol en bandeja a un Renato Buso que celebró el tanto tendido sobre el césped junto al brasileño Dunga.

Antes de la hora de partido, entraría en juego la polémica. El colegiado español Soriano Aladre no señaló una falta sobre Celeste Pin dentro del área y la posterior jugada acabaría significando el tanto de Casiraghi que devolvía la ventaja a la Vecchia Signora en el marcador. Poco después, la fortuna le jugaría una mala pasada al club de la Toscana. Marco Landucci cometería un error muy grave ante un disparo sin mucho peligro de De Agostini que significaba el 3-1 definitivo y que tras el 0-0 en el partido de vuelta, daría el título a la Juventus.

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche