Histórico
11 julio 2018El Enganche

Rusia 2018: Maguire, la montaña de Inglaterra

harry-maguire-cropped_ofa4eq8duou81i6tdfcdrfmik

Por Borja Sarobe (@BorjaSarobe11)

Las apariencias engañan, los prejuicios impiden el progreso y las suspicacias confunden la percepción real. Inglaterra, país donde se dieron las primeras patadas a un balón de fútbol, solo tiene un Mundial en su haber. Sin embargo, pocos se atreven a obviarla en la terna de favoritos antes de cada gran competición. Esta vez las apuestas a favor de los pupilos de Southgate se podían contar con los dedos de la mano antes del primer partido. Los fracasos previos, la inexperiencia en competiciones internacionales de jugadores, cuerpo técnico y el juego pobre no convencieron ni a sus propios aficionados. Un mes después el ‘Football´s Coming Home’ ya es el himno en las calles inglesas.

Precisamente de la calle fue de donde salió el líder silencioso del muro inglés. Harry Maguire, quizás el zaguero con menor pedigrí internacional antes de la gran cita en Rusia, es la gran sensación de los ‘Three Lions’. A sus 25 años, el central del Leicester catapultó a Inglaterra a las semifinales de un Mundial 28 años después con su primer gol con los ‘pross’. Cómo no. De cabeza.

Su envergadura, 1,94 metros, le convierte en un central con un poderío aéreo prodigioso. En 70 partidos en la Premier League ha ganado 197 disputas y ha cedido en 97 envites por el aire. Pero en el Mundial las cifras son escandalosas. Stones (3,2) y Walker (3,8) están a años luz de los 6,6 balones aéreos ganados por partido de Maguire, el central de la Copa del Mundo con mayor acierto en este lance del juego. Palabras mayores.

“Siempre me fijé en su juego, especialmente en el de Rio Ferdinand, porque el sacaba la pelota jugada desde atrás muy bien. Tenía mucha calma con el balón en los pies y era muy completo. De los mejores centrales del mundo en su época”. Harry Maguire, futbolista del Leicester.

Pero a su arrollador físico hay que sumarle una precisión y una tranquilidad con el balón en los pies impropia de un central inglés clásico. Maguire promedia 42 pases por partido en la Premier. En Rusia participa aún más y con un 87% de acierto. Sus conducciones con la cabeza levantada recuerdan a la elegancia con la que se movió su ídolo, Rio Ferdinand.

Maguire está en boca de todos en Inglaterra, pero el éxito no le ha llegado llovido del cielo. Debutó con 18 años en League One con el Sheffield United, jugó tres temporadas donde acumuló más de 160 partidos en las categorías inferiores para recibir en todas ellas el premio al mejor jugador del año y adquirió una experiencia en terrenos de juego en pésimas condiciones y ante rivales que se las sabían todas que le curtió como futbolista profesional a pesar de su juventud.

La competitividad es otra de sus grandes señas de identidad. Nunca se rinde. Nunca hinca la rodilla. Nunca quita la pierna en un choque ni esconde la cabeza en un salto. Su actitud en el campo es la prolongación de la forma en la que ve la vida un futbolista que estuvo a punto de convertirse en uno de los mejores contables de Inglaterra. Iba para promesa de las matemáticas y los negocios, pero el destino le colocó en el Cosmos Arena un 7 de julio de 2018 donde se cobró la venganza ante Suecia, país donde nació la responsable de que el bueno de Harry desperdiciase cuatro horas de su vida en 2014 armando una lámpara de escritorio. Ikea provocó a Maguire y el futbolista saldó su deuda con aquel útil.

“Tiene las cosas claras con y sin balón. Posee una fuerte personalidad y nunca se arruga“. Rio Ferdinand, exfutbolista del Manchester United y la selección inglesa.

“Hola, soy Jamie Vardy del Vardy Express. ¿Cuál es el diámetro de su cabeza?” Harry Maguire, ‘Slab-Head’, para sus amigos es un tipo desenfadado, con un carácter afable, extrovertido y que se ha ganado al respetable inglés. Su rendimiento habla por él. En 2014 jugaba en tercera división con el Hull City mientras Inglaterra caía en la fase de grupos en Brasil, en 2016 se pagó el viaje a la Eurocopa con unos amigos para ver el empate a cero ante Eslovaquia, en 2017 descendió a Championship con el Hull y en julio de 2018 nadie pone en duda que los ‘Three Lions’ son la montaña de Sheffield y 10 más. 

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche