Histórico
22 enero 2015El Enganche

Jean Marie Pfaff, el hombre que giró el fútbol belga

pfaff

Por Irati Prat (@IratiPrat)

Muchos dicen que es el mejor jugador que ha dado Bélgica a lo largo de su historia, mientras que otros no lo colocan tan alto porque su pensamiento sigue anclado en aquello de que un portero no puede equipararse con los jugadores de campo. Sin embargo, todos están de acuerdo en que Jean Marie Pfaff marcó un antes y un después en la concepción que los belgas tenían acerca de su fútbol.

Pfaff debutó con los que posteriormente serían apodados como los Diablos Rojos en 1976. Antes de aquello, un único tercer puesto en la Eurocopa de 1972 que la propia Bélgica acogió. Ya nadie se acordaba del oro cosechado en los JJOO que Amberes acogió en 1920 y mucho menos hacen memoria para volver a visionar en sus mentes las Eurocopas a las que no acudían o los Mundiales en los que se presentaban como un equipo que iba a pasar las vacaciones de verano a la sede seleccionada. Sin embargo, con la llegada de Pfaff todo comenzó a cambiar. Junto a él, futbolistas del nivel de Eric Gerets, Franky Van der Elst, Franky Vercauteren, Enzo Scifo o Jan Ceulemans, entre otros, llevaron a Bélgica a su mejor clasificación en los Mundiales con aquel cuarto puesto en México’86. Anterior a la cita donde Maradona apeó a la sorprendente selección de Guy This es el segundo puesto en la Eurocopa de Italia, en 1980. Fueron grandes años para el fútbol belga, donde Pfaff brillaba en Bélgica y en Europa, donde los equipos flamencos y valones aún competían e incluso ganaban las grandes competiciones continentales. Sin embargo, ese tiempo jamás se repetirá y solo nos queda el aroma de su recuerdo para poder disfrutar de él.

Jean Marie Pfaff no solo es el primer gran jugador de Bélgica, sino que además marca un antes y un después en el fútbol de su país

Nuestro protagonista llegó al equipo de su vida con apenas dieciséis años y antes de cumplir los veinte ya era un fijo en la meta del club de Beveren, al este de la provincia de Flandes. A partir de entonces, más de trescientos encuentros defendiendo la portería del elenco flamenco y siendo el estandarte del mejor Beveren que se vio nunca, aquel que ganó sus primeros campeonatos para sus vitrinas: liga, copa y Supercopa belgas fueron levantadas por Jean Marie.

Al Mundial de 1982 que se celebró en Barcelona, Bélgica llegaba como una de las selecciones que querían llamar la atención, parecida situación la que vivieron los Hazard y compañía en Brasil’14, con jugadores que estaban brillando sobremanera en sus clubes, con un portero que había llevado hasta la cima al modesto Beveren como líder del seleccionado. Y Bélgica demostró que la gente debía de tenerlos en cuenta tras finalizar una primera fase como primeros de grupo, superando a una Argentina que cuatro años después se vengaría de aquel 0-1 en Barcelona. Sin embargo, todo acabó en segunda ronda, cuando Boniek, en un partido, y el equipo soviético, en otro, apearon a Bélgica. Fue entonces cuando se vivió el momento más excéntrico de la vida de Jean Marie Pfaff, que empujó a un periodista a la piscina del hotel ganándose el banquillo para la ya mencionada segunda ronda. El que muchos consideraban el mejor jugador de la selección se quedaba fuera para los partidos más decisivos. Tras aquello, el Bayern Munich llamó a su puerta y él no pudo rechazar la oferta que llegaba desde la vecina Alemania, tocaba hacer las maletas y decir adiós a la ciudad que le había visto hacerse grande.

BeverenOk

Atrás dejaba Beveren y se llevaba consigo su rol de pionero en la expansión del fútbol belga por Europa. Atrás dejaba a Antoine Pfaff, que le acompañó en sus primeros años en el club, y a Danny Pfaff, que seguiría otros tantos tras su marcha. Ellos, sus hermanos, también fueron parte de la época más gloriosa del Beveren y, sin embargo, su apartado para con la historia es muy reducido, ocultos siempre a la sombra de su hermano Jean Marie. De diez hermanos y hermanas tres vistieron y defendieron la zamarra amarilla del Beveren y, juntos, elevaron al fútbol belga al máximo nivel.

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche