Histórico
11 julio 2014Andrés Cabrera Quintero

Top 5: Selecciones atípicas en los mundiales

Mundial. La palabra en sí ya es grandiosa. Sólo con escuchar, leer o ver su nombre, se nos eriza el vello a los amantes de este juego. Cuando dista una semana para que el evento por excelencia comience (siete días más de agotadora espera), se nos ha ocurrido, repasar las cinco selecciones más atípicas que han participado en un Mundial. Selecciones ‘underground’ para que me entiendan los modernos. Y es que  desde que se disputó el primer Mundial hace 84 años, han sido muchas las selecciones que han pasado por las diferentes citas, concretamente 76, con el debut de Bosnia, serán 77. Este dato siempre que se cuente a la URSS como Rusia o a Checoslovaquía como la República Checa, así lo contempla la FIFA. Es, por tanto, difícil escoger a cinco.

Evidentemente, siempre que se hace una lista tan cerrada, entra la subjetividad del juntaletras de turno. En este caso, la mía. Mi criterio se ha cerrado en torno a los países con menos tradición futbolística, y como consecuencia, menos calidad relativa. Son selecciones que siempre apetece ver en un Mundial y que en las dos últimas ediciones, contando con esta de Brasil, se han visto a cuenta gotas. Otro gallo hubiese cantado si Islandia o Uzbekistán hubiesen logrado algo que tuvieron muy cerca, sobre todo los uzbekos. Ambos países, tendrán que esperar su momento para engrosar la lista de participantes en la historia de los mundiales. Algo de lo que ya gozaron nuestras protagonistas, pero que por diferentes motivos les costará repetir (salvó Corea del Norte, que ya repitió en 2010). Me ha costado dejar fuera a algunas que podrían haber entrado perfectamente, como la Cuba de 1938, el Haití de 1974, la Kuwait de 1982, los Emiratos Árabes Unidos de 1990 o la Togo de 2006. Pero, como, he dicho antes, aquí manda mi subjetividad. Espero que se acerque a la suya.

Indias Orientales Neerlandesas (Indonesia) (1938): Tiene un récord prácticamente imposible de superar, al menos con celeridad. Es la selección, de las que ha jugado un Mundial, con menos encuentros disputados. Concretamente, uno. Toma mayor relevancia su gesta, al clasificarse sin jugar ni un solo encuentro, debido a la guerra entre China y Japón. El fútbol se había extendido por la actual Indonesia debido a la colonización neerlandesa. Nuestro combinado en cuestión sólo disputó un encuentro ante Hungría debido a que en ese Mundial sólo había 15 equipos, tenía que haber 16, pero la ocupación alemana de Austria dejó sin Mundial a los austriacos. Por tanto, el Mundial empezaba con una ronda de octavos, en la cual las Indias Orientales salieron vapuleadas, por un 6-0, les vale el consuelo que enfrente estaba el que a la postre sería subcampeón, Hungría. Quedará para el recuerdo la imagen del portero Mo Heng Tan, el cual portaba un muñeco que colocaba al lado del palo, para que le diera suerte. Pocas selecciones podrían superar la rareza de este equipo.

Corea del Norte (1966): Todo lo que envuelve a Corea del Norte es irremediablemente asociado a lo utópico y la selección que acudió a Inglaterra no era para menos. Lo que fue sorprendente fue su participación, firmando una de las gestas de las historias de los mundiales. Italia, bicampeona por entonces, cayó ante los asiáticos. Fueron recibidos a tomatazo limpio a su vuelta al país transalpino. El desconocimiento total de esta selección le costó un mal trago a una de las grandes, y a punto estuvo de costarle otro a Portugal. La selección lusa también debutaba en un Mundial, no obstante, su plantilla tenía a dos de los mejores jugadores de la época, Eusébio y Coluna, ambos recientemente fallecidos. Los coreanos se colocaron 0-3 en el minuto 25 ante el júbilo de Goodison Park, aunque Eusébio calmó los ánimos con cuatro goles, refrendados con el último de José Augusto. Corea del Norte se quedaba fuera en cuartos, pero dejando una imagen histórica. Las habladurías entorno a su selección creó muchos rumores, como que algunos jugadores terminaron en campos de prisioneros. Todo ello sin demostrar.

Corea del Norte es la que mejor sabor de boca dejó de las que aquí se citan. Los italianos no piensan lo mismo

Zaire (República Democrática del Congo) (1974): Cuando pensé en crear este Top 5 atípico, la primera selección que se me vino a la cabeza fue esta. Zaire con su leopardo en mitad de la camiseta ha llenado páginas de este libro mundialista. La selección centroafricana se convirtió en la primera del africana negra en meterse en un Mundial (la primera africana había sido Egipto en 1934), y dejó cero puntos en su casillero, cero goles anotados, por 14 encajados, pero un cariño especial a lo largo del globo. Tras un respetable encuentro (por lo coherente del resultado, 0-2) ante Escocia, Zaire se enfrentó a Yugoslavia y encajó la que era hasta ese momento la mayor goleada de los mundiales, 9-0, luego El Salvador superaría este récord encajando un 10-1 ante Hungría en España ’82. Aunque la imagen para la historia de Zaire fue en el último encuentro ante Brasil, la canarinha sólo pudo ganar por 3-0, pero la acción curiosa de Mwepu Ilunga le ha elevado a la categoría de leyenda. En una falta a favor de Brasil, el defensa africano, salió de la barrera y golpeó el balón, ¡en una falta que era en contra de su país!. Las caras de asombro de los brasileños fueron para enmarcar.

Jamaica (1998): No sólo había velocistas y marihuana en Jamaica, o eso intentaron mostrar al mundo en Francia hace 16 años. La clasificación para el Mundial de los isleños, fue una sorpresa para el globo. El famoso hexagonal de la Concacaf, y la clasificación en general, de centro y norte américa puede revestir una complejidad, que al mismo tiempo puede ser virtud y viceversa. Tus opciones de clasificarte son mayores en esta zona, siempre y cuando tengas un buen equipo, al mínimo que hagas te plantas en el Mundial, pero claro si compites contra rivales que por muchos motivos te superan, el hexagonal puede ser insuperable. Jamaica sólo pudo pasarlo en aquella ocasión, en detrimento de Costa Rica. Estados Unidos y México, como siempre, estarían también. El Mundial de los caribeños no pasó de la fase de grupos, pero dejó una victoria que enorgulleció a los casi tres millones de jamaicanos. En el tercer encuentro y ya eliminados por perder ante Croacia y Argentina, los isleños vencieron a Japón y de esta forma terminaron terceros de grupo. En el recuerdo quedará el colorido de la afición jamaicana en las gradas francesas. Pasión exótica por el fútbol.

Tras Cuba y Haití, Jamaica fue la tercera selección caribeña en un Mundial, Trinidad y Tobago ha puesto punto y aparte en esta lista 

Trinidad y Tobago (2006): El de Alemania fue el último mundial con reductos atípicos, aparte de la antes mencionada Togo, y la ahora reseñada Trinidad y Tobago, en el mundial de Alemania también se vio a una Angola que actuaba por primera vez, a Serbia y Montenegro, que integraba un país conjunto y el debut mundialista de ahora una habitual, Costa de Marfil. La palma, a mi juicio, se la lleva este pequeño archipiélago de Caribe del Sur, se convirtió en mundialista tras vencer en la repesca intercontinental a Bahrein. Cualquiera de las que hubiese pasado tenía que estar en esta lista. Tras las tablas en el Caribe (1-1), consiguieron el pase en el micro Estado del Pérsico. Ya en el Mundial de Alemania sólo podían disfrutar, aunque nadie se podía confiar, este equipo había llegado a ganar a México en las clasificatorias. Buena prueba es que Suecia no pudo pasar del empate ante ellos, e Inglaterra y Paraguay sólo le pudieron vencer por 2-0. Se fue sin marcar un gol, pero dando buena imagen. Es gran meritoria de cerrar este Top 5 de selecciones utópicas en los mundiales. Esperemos que más pronto que tarde haya nuevas candidatas para engrosar la lista.

También te interesa: Top 5: Selecciones revelación para el Mundial

Síguenos también en Twitter y Facebook

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche