Histórico
16 abril 2014El Enganche

Real Madrid: Bale, becario sin margen de rodaje

Bale - Real Madrid

Por Alberto Piñero (@pineroalberto), periodista cobertura diaria Real Madrid

El Real Madrid tiene ante sí este miércoles uno de los partidos más importantes de los últimos años. Y es que, no dependiendo de sí mismo en la Liga y teniendo que medirse al Bayern de Múnich en las semifinales de la Champions League, esta final de Copa del Rey puede ser lo más cerca que esté de un título en la presente campaña. Y todavía más importante, puede ser el punto de inflexión que determine su motivación y posibilidades de cara a los otros dos títuos todavía en juego. Mal momento para que se lesionara Cristiano Ronaldo, por tanto. Es su jugador franquicia, por su talento pero también por su garra dentro del terreno de juego, y ha tenido que delegar sus galones en este Clásico. ¿A quién? A Gareth Bale, cómo no.

No obstante, es el fichaje estrella de la presente temporada, uno de esos jugadores únicos en el mundo, capaz de decidir cualquier partido él solo. Cada vez más entonado, adaptado y compenetrado en el equipo madridista, es el momento de que Gareth Bale saque a relucir toda su jerarquía en un partido de enjundia para el Real Madrid. Sin Cristiano Ronaldo sobre el campo, su equipo está necesitado de estas figuras que tiren del carro. Y nadie con más talento que el galés para asumir ese rol como propio. Todo ello, pese a que el mismo Gareth Bale no esté ni mucho menos acostumbrado. No al rol de líder en un equipo, obviamente, pues ya lo fue en el Tottenham antes de aterrizar en la capital española. Sino a ser el líder en una final. O bueno, más concretamente, a jugar siquiera una final. Pues irónicamente, pese a ser uno de los fichajes más caros de la historia del fútbol, apenas le contemplan títulos, y ni una sola final en su incipiente carrera.

Es el fichaje más poderoso del año, el que mejor está rindiendo en la Liga y, desde luego, el más caro. Pero Gareth Bale aun no ha disputado jamás una final de primerísmo nivel

Bale - Real MadridLe atribuyen la Carling Cup que el Tottenham ganó en 2007-08, pero lo cierto es que Gareth Bale apenas jugó el primer partido de aquel campeonato, porque una fractura en su tobillo le mantuvo parado durante casi toda la temporada. Y también cuando se disputó esa final ante el Chelsea (2-1). Sí que estuvo Gareth Bale en otra final de la Carling Cup un año después, también defendiendo los colores de los Spurs, sin embargo aunque estaba a disposición del técnico Harry Redknapp, sólo jugó 22 minutos, ya en la prórroga, y ni participó en la tanda de penalties donde el Manchester United de Cristiano Ronaldo se proclamó campeón ante ese Tottenham de Gareth Bale y Luka Modric. Ausente.

De aquello han pasado ya cinco años. Y en todo este tiempo, el ‘11’ del Real Madrid no ha vuelto a verse en ninguna otra final. Su carrera ha crecido a una velocidad supersónica desde entonces, pero no así su palmarés. Ni a nivel de clubes ni de selecciones. Cuando enfrente estará un Barcelona que es el equipo de Europa que más finales ha disputado en el último lustro: 14, habiendo ganado además el 86% de las mismas casi con el mismo bloque que presentará el miércoles en Mestalla. Y por su parte, el mismo Real Madrid ha disputado también dos finales en Copa del Rey en los últimos tres años, asimismo con prácticamente este idéntico plantel. De forma que Gareth Bale no es sino el becario de esta final de la Copa del Rey. El becario más famoso y más costoso del mundo. Un novato sin margen alguno de rodaje: en noventa minutos tiene que lograr doctorarse en finales. Por el bien del Real Madrid.

También te interesa: Real Madrid-Barcelona: La relatividad del éxito

Síguenos también desde Twitter y Facebook

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche