Histórico
1 diciembre 2013Jesús Camacho

Holanda: Anderiesen, Van Reenen, Wilkes y Lenstra, talento oranje

Aproximadamente, una tercera parte de las tierras de los Países Bajos están situadas al nivel del mar o por debajo de éste. Quizás por ello en aquella zona geográfica y en fútbol, el balón no ha hecho otra cosa que rodar y circular a ras de aquella fresca hierba verde holandesa. Legó a este deporte nombres tan ilustres como Johann Cruyff, Rinus Michels, Moulijn, Van der Kuijlen, Krol, Neeskens, Van Hanegem, Van der Kherkoff, Gullit, Van Basten, Koeman, Rikjaard, Blind, Bergkamp, Van Nistelrooy… pero como mi intención es que sigáis conociendo a aquellas primeras estrellas de la historia de este deporte os citaré a alguna de ellas que dejaron huella en el país de los tulipanes.

El primero que encontramos de esta saga de grandes jugadores holandeses de los inicios del fútbol es Sr. Wim Anderiesen, sin duda uno de los primeros grandes futbolistas que ha tenido el Ajax en su historia, un jugador que destacó en la década de los veinte y treinta con la camiseta del club de Ámsterdam. Ese medio de 1,87 m. de estatura y 80 kg. de peso, que compaginaba su profesión de policía con el fútbol. Aquel que colgaba su uniforme para saltar al terreno de juego y desplegar su fútbol, su carácter, esa madera de líder que poseía además de su excelente condición técnica y talento. Toda una leyenda del fútbol holandés y del Ajax.

Posteriormente encontraríamos a la figura de Piet Van Reenen, Piet Gol “Goaltjes-Piet” un magnífico delantero centro de la década de los treinta, el gol en estado puro, un futbolista con remate, olfato y picardía que fue en nueve ocasiones máximo goleador con el Ajax y al que sus números le avalan sobradamente. El siguiente en la lista sería el histórico medio Kick Smit, un rematador implacable, que dominaba a la perfección el juego de cabeza y era letal cara a gol. Todo un caballero Smit estaba considerado como el mejor jugador holandés de su época. Un jugador que forjó su leyenda en las filas del HFC Haarlem, que además poseía grandes conocimientos tácticos y mucha personalidad, por lo que era un magnífico medio campista posición desde la que certificaba su condición de futbolista completo y polivalente.

Y aunque no quisiera dejar en el tintero a futbolistas (de décadas posteriores) como Schouten, Dillen y Swart (Mister Ajax) acabaré este recuerdo con un pequeño perfil histórico de dos grandes, el primero Faas Wilkes, un jugador y un tipo genial, que dejó su impronta de talento en Holanda en las filas del Xerxes, en Italia junto al húngaro Nyers en el Inter y en Valencia, donde aún se le recuerda. No en vano cuenta la historia que fueron muchos los aficionados que se acercaron al estadio tan solo para verle en acción y que en parte la construcción de la nueva tribuna de Mestalla se debió a la atracción que ejercía en los aficionados su virtuoso fútbol, su elegancia. Era imprevisible genial y en su época se acuñó una histórica frase que los viejos aficionados ‘che’ aún recuerdan:“Què fas, Faas?” (¿Qué haces, Faas?). En alusión a su visión única y a las acciones en las que ni sus mismos compañeros le entendían.

Por último cerrare este recuerdo histórico con la figura de otro crack, Abe Lenstra, un genial extremo o interior zurdo dotado de una excelente calidad técnica, una enorme facilidad para romper y superar a la defensa rival y culminar la jugada con su magnífico disparo o mandar un pase medido a sus compañeros. Un futbolista que cambió la historia del Heerenveen y marcó época en la historia del fútbol holandés. Bajo su liderazgo y entre 1942 y 1950 el conjunto holandés fue en nueve ocasiones campeón del norte y estuvo luchando por el Campeonato holandés. Se recuerda especialmente el duelo histórico que mantuvo con el Ajax un 7 de mayo de 1950 en el que realizó un extraordinario partido. El conjunto de Heerenveen perdía 1-5 en la primera media hora de partido pero Abe con dos goles inició la remontada y fue la pieza básica que llevó al conjunto holandés a una espectacular victoria 6 a 5. Su increíble movilidad y su facilidad para llevar la bola pegada al pie deslumbraron a todos por igual.

Lenstra se ganó a pulso el reconocimiento y la admiración del fútbol holandés pero a su vez se labró su fama de polémico. Pese a ello media Europa quería contar con sus servicios. El Inter de Milan le puso un cheque en blanco y tanto el Fiorentina como el Rot Weiss Essen quisieron hacerse con sus servicios pero Lenstra nunca quiso abandonar su país. Curiosamente y pese a ser reconocido como uno de los mejores futbolistas holandeses de la historia Abe nunca consiguió el Campeonato de la liga holandesa. En cualquier caso su fútbol al igual que sucediera en el caso de Faas Wilkes perduró por encima de otro tipo de circunstancias.

En definitiva aquí queda este pequeño repaso histórico a las primeras estrellas del fútbol holandés, la primera estirpe de grandes jugadores que abrieron el camino al talento y al gol, a esa elegancia que han demostrado tener los holandeses en su concepto de juego, aquel que posiblemente les haya convertido en uno de los países futbolísticos en los que mandar el balón a la red además de una exigencia de base sea una cuestión estética.

También te interesa: Van Der Kuijlen-Coen Dillen: Viejos no olvidados en Eindhoven

Síguenos también desde Twitter y Facebook

Holanda: Anderiesen, Van Reenen, Wilkes y Lenstra, talento oranje, 5.0 out of 5 based on 2 ratings

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche