Histórico
22 junio 2013El Enganche

Mundial Sub 20: Chile, el talentoso tapado

Por Andrés Cabrera (@Andres_inter):

En Sudamérica las tornas están cambiando. Si históricamente Brasil y Argentina eran las dominadoras del continente americano, en los últimos años le están saliendo competidores cada vez más fuertes. En la última Copa América las dos grandes no consiguieron pasar de cuartos, y fue Uruguay con su estrellato de otrora la que consiguió alzarse con el campeonato. Previamente, en el Mundial de Sudáfrica, fueron también los charrúas los mejores colocados del continente al finalizar cuartos. Aunque esta decadencia de la verde-amarela y la albiceleste no se limita a la categoría absoluta, en sus categorías inferiores la balanza está más equilibrada que nunca. La prueba patente, es la ausencia por primera vez en la historia, tanto de Argentina como de Brasil en una cita mundialista, sea de la categoría que sea. El buen hacer de selecciones como Colombia, Paraguay, Uruguay o Chile ha dejado sin Mundial Sub-20 a las dos grandes. Hoy analizaremos a una de estas selecciones, la Chile de Mario Salas, un combinado que va a Turquía para dar guerra.

Cuando a principios de año arrancaba el Sudamericano Sub-20, nadie podía presagiar lo que el campeonato disputado en Argentina depararía. Chile sorprendía a todos en la primera fase al vencer los cuatro partidos del Grupo A ante Colombia, Paraguay, Argentina y Bolivia.  Chile llegaba al hexagonal como una de las grandes favoritas, pero la selección dirigida por Mario Salas sufrió más de la cuenta y terminó cuarta en esta última fase, la última de acceso a la cita mundialista. La selección chilena llegó a la última jornada del hexagonal jugándose todo ante Perú, si los blanquirrojos ganaban, Chile se quedaba sin Mundial.  Un empate a uno con gol de Rabello para la Roja sub-20 certificó el pase in extremis de Chile a su sexto Mundial de la categoría.

Chile dejó buenas sensaciones en el Sudamericano, siendo la única selección en ganar, y dos veces, a la campeona, Colombia. Pese a la decepción final en el torneo continental, Chile llega a este Mundial sin las presiones de otras, y eso puede ser una ventaja. Jugadores, que pese a su juventud, ya han demostrado saber competir a alto nivel. En la zaga destacan dos futbolistas de la U de Chile, Valber Huerta e Igor Lichnovsky, pese a no ser regulares en la formación del club universitario, sí que han gozado de minutos, sobre todo el polaco Igor, el cual casualmente no es de origen polaco, su abuelo es esloveno, y su padre austriaco, la globalización es lo que tiene.

La línea mejor dotada de esta Rojita –sí, la selección española no es la única con esta nomenclatura- es la del medio del campo. La forman jugadores que han llamado a las puertas del fútbol europeo, e incluso en algún caso ya militan en clubes del viejo continente, como Rabello (Sevilla), Cuevas (Chelsea) o Bravo (Inter Zaprešić). La medular chilena tiene mucha llegada con Nico Maturana, un trequartista que empieza a coger protagonismo en la U de Chile. Aunque si hay que escoger a un jugador primordial en esta parte del terreno de juego –que me perdone Bryan Rabello, máximo asistente chileno del Sudamericano- ese es Sebastián Martínez, un futbolista polivalente y encargado de llevar el timón del conjunto dirigido por Mario Salas.

En la delantera chilena se esconden tres perlas. La primera, Nico Castillo, titular en esta selección a base de goles, hizo cinco en el Sudamericano, y uno de los jugadores más prometedores del combinado nacional. La rumorología dice que Castillo jugará el año que viene en la Serie A, la Samp está muy interesada. Junto a Nico actuará Ángelo Henríquez, futbolista del Manchester United, cedido esta temporada al Wigan, con el cual llegó a hacer un gol en la Premier League este año. Por si fuera poco, en el banco esperará su opor-tunidad Felipe Mora, autor de cuatro goles en la Pinatar Arena Cup, triangular que enfrentó a España U20, Uzbekistán U20 y Chile U20. Los españoles alzaron el título pero Chile dejó buenas sensaciones ofensivas empatando a cuatro con la España dirigida por Celades, hasta la llegada de Lopetegui. La preparatoria chilena de este Mundial  tiene un gran balance, con victorias ante la RD Congo, Australia, e incluso, un 6-0 a la selección absoluta de Tahití. Las expectativas no pueden ser mejores.

Chile llega como una de las tapadas a la cita mundialista, el objetivo de los sudamericanos será el de pasar la fase de grupos por cuarta vez en su historia –en dos de las tres anteriores llegó a semifinales- y para ello tendrá que doblegar a Egipto, Inglaterra e Irak en el Grupo E. A priori, los chilenos no deberían tener problemas para alcanzar la fase eliminatoria, y a partir de ahí a disfrutar. El público chileno debe estar tranquilo, hay cantera, hay esperanza.

También te interesa: Mundial Sub 20: Las diez estrellas a seguir (I)

Todas las Jóvenes Promesas en su sección exclusiva

Síguenos también desde Twitter y Facebook

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche