Histórico
17 junio 2013Jose David López

Confederaciones: La perfección de España (2-1)

Siempre que se disfruta de algo, se teme perderlo. Y cuando uno disfruta del fútbol en su máximo esplendor, es difícil no pensar durante un instante que esa sensación, esa superioridad, esa armonía de los dioses futbolísticos, puede llegar a terminarse en algún momento. Esa es la única pregunta que nos generó el debut de España en la Copa Confederaciones, que llegaba con debates absurdos por decisiones técnicas y tácticas, pero que se disipó una vez más, en cuanto la oficialidad del partido obliga a una concentración máxima. Cansados de partidos amistosos sin ninguna credibilidad, los de Vicente del Bosque salieron concentradísimos ante una Uruguay absolutamente expuesta a la lucidez rival. Sublime y propicia para lanzar debates sobre si la primera mitad es la mejor de la historia de esta generación…

Y eso que era un planteamiento diferente al habitual porque, por vez primera con este proyecto, Busquets era el único mediocentro defensivo (siendo Xavi más obligado a creación que anteriores ocasiones). Cesc Fábregas encontró los espacios necesarios entendiendo a la perfección todos los movimientos de su alrededor para generar continuas apariciones entre líneas. Iniesta tocaba continuamente la pelota en disposición de crear peligro. Soldado dejaba movimientos inteligentes y los dos laterales, Arbeloa-Alba, aparecían incluso para presionar, pues sin con la pelota la Roja era intocable, más aún lo hacía cuando achicaba defensivamente a una aturdida selección charrúa. Un gol de volea de Pedro que desvió Lugano y uno de Soldado definiendo con convicción un magistral momento de lucidez de Cesc, premiaban resultadísticamente una versión brillantísima de España antes del descanso.

En la reanudación, el ritmo bajó y el cansancio se acumuló, decayendo globalmente entre cambios, intentos inútiles de dar mayor fluidez al choque y terminando la noche con un golazo a balón parado de Luis Suárez que, pese a estar desaparecido, fue capaz de hacerse notar en una de sus especialidades. Pero no era su día, sino el de la recuperacón de virtudes en una España que avisa claramente. Quieren la Copa Confederaciones. España está de vuelta.

También te interesa: España: Cuando ganar es lo normal

Síguenos también desde Twitter y Facebook

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche