Histórico
2 febrero 2013Jose David López

Copa África 2013: Ghana y Mali son de semifinales

Los cuartos de final de la Copa África 2013 arrancaron con una nota común en la primera jornada, la falta de ritmo que viene siendo una tónica habitual hasta ahora en suelo sudafricano. Pocas ocasiones, mucho centralismo de pelota, falta alarmante de facilidades para desequilibrar y detalles tácticos o arbitrales que acaban siendo la diferencia que se refleja en el marcador.

Ghana y Cabo Verde estrenaban la ronda con diferentes obligaciones. Mientras las Estrellas Negras son uno de los candidatos por plantilla, historia y experiencia, los Tiburones jamás habían alcanzado sensaciones parecidas en su historia, pues en su primera clasificación ya era un reto haber roto estadísticas hasta llegar aquí. Pero su animosidad, mayor intención inicial y la libertad de quien juega sin tanta presión, le hicieron merecedor de una mejor nota en la primera mitad, donde los ghaneses mantuvieron equilibrio defensivo hasta que, en un chispazo, surgió un rápido contragolpe que acabó con derribo (polémico) de Gyan en el área. el punta sigue sin atraverse a lanzar él mismo los penaltis tras su particular pesadilla y fue Wakaso, que acababa de entrar al césped, quien asumió el rol para romper el partido. Pese a que los caboverdianos se volcaron y sí buscaron con planteamientos más arraiesgados su premio, la fuerza y solidez de una zaga más experimentada, frenó sus sueños.El propio Wakaso destrozó la esperanza en el tiempo añadido y completó el guion esperado.

En el segundo test cuartofinalista del día, el Moses Mabhida de Durban enloquecía con Sudáfrica-Mali, donde los Bafana Bafana tenían la posibilidad de alcanzar semifinales tras trece años de espera sin ilusiones similares. Gradas favorables pero excesiva tensión para un equipo sin capacidad real para romper el mayor arraigo táctico y la solvencia defensiva de los malís. Su mayor aval, la ebullición, la iniciativa, el vértigo de quien se sabe inferior pero quiere morir con honor. Suficientes recursos para increpar varias veces antes de acabar recibiendo el premio en un contragolpe con desvíos favorables para que Rantie acabara empujando a placer. La mentalidad aguantó hasta que las fuerzas lo frenaron y en la reanudación, la experiencia malíse hizo notar con más equilibrio y un rápido gol de reacción a cargo del capitán Keita tras pase de Samassa. Desde ese instante todo fue un continuo intento por frenar cualquier atisbo de dinamismo hasta que la prórroga sentenció el camino hacia los penaltis. Allí, el protagonismo recayó en Diakité, el meta malí que paró tres lanzamientos y frenó el avance sudafricano en una CAN que pierde a sus anfitriones.

Todo sobre la Copa África 2013 en su sección exclusiva

Síguenos también desde Twitter y Facebook

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche