Histórico
13 noviembre 2012Jose David López

Selecciones: Cinco nombres de la jornada internacional

Este miércoles de citas internacionales por todo el planeta, tiene numerosos epicentros de interés más allá del carácter amistoso de todos ellos. Fecha proclive a las pruebas, experimentos y detalles que hagan madurar un estilo o una filosofía de cara a próximas citas de mayor interés mediático. Hay enfrentamientos entre ‘gigantes’, citas con exotismo asegurado e iconos que seguirán luchando por afianzarse, pero sobre todo, jugadores que están ante partidos determinantes en su carrera. Unos regresan tras haber paseado por el ostracismo, otros debutarán por vez primera tras haberse ganado el respeto popular e incluso algunos saben que de estas citas depende su futuro más internacional. Analizamos cinco jugadores para los que este miércoles es una cuestión de ‘todo o nada’.

Forster (Inglaterra): Por su imponente físico y su feroz corpulencia (2.01 de altura), no asombra que los días futbolísticos quedaran a un lado cuando era un niño, pues el rugby y el cricket ocupaban su potente personalidad. Pero esa gigantesca figura no era tal por entonces, pues le costó tanto crecer que cuando el fútbol apareció en su vida ya como adolescente, pues se inició a los 15 años, los primeros técnicos que tuvo en Newcastle dudaban de su altura. Un problema que quedó subsanado poco después, pues Fraser Forster ‘estiró’ como nadie habría imaginado, ganándose el salto por todas las divisiones inferiores de los Magpies hasta el primer equipo. Siendo habitual de los reservas, su exigencia le obligó a buscarse alojamientos en forma de cesiones a Stockport o Bristol, pero su gran año en Norwich le hizo ganar caché en las Islas. Tanto, que solo la aparición de Krul evitó que se ganara opciones en el Newcastle, por lo que decidió marcharse al Celtic de Glasgow. Su gran puesta en escena, regularidad, crecimiento y seguridad, sirvieron para que este verano aquella cesión terminara en compra. Sus grandes actuaciones en Champions (véase ante Barcelona), hicieron el resto, convirtiéndole en el primer internacional que no juega en Premier de los últimos años.

René Adler (Alemania): No hace falta ser alemán para conocer la historia del ahora portero del Hamburgo, que durante años fue la gran esperanza futura para la portería teutona y al que las lesiones apartaron de la gloria en momentos puntuales. Esa ausencia prolongada no pudo detener la aparición del hoy intocable Manuel Neuer, ni tampoco la puesta en escena del joven Berd Leno (lo que le costó salir de Leverkusen) pero el gran inicio de curso de René Adler con el Hamburgo ha sido premiado por Joachim Low. Dos años después de su última convocatoria (antes del Mundial de Sudáfrica 2012), el Águila (Adler en alemán), vuelve a volar esperanzado hacia un destino positivo que le debe muchas tardes de disfrute. La primera puede llegarle de nuevo este miércoles ante Holanda en un amistoso que reabra de manera definitiva su regreso a la élite internacional.

Éder (Portugal): El mal endémico del fútbol luso en las últimas décadas ha sido la incapacidad para encontrar un delantero centro que definiera la enorme cantidad de ocasiones que es capaz de generar la selección en segunda línea o extremos. Esa falta de pegada y referencia de categoría, limitó en más de una ocasión sus pretensiones y Paulo Bento, como sus antecesores, sueña con encontrar la solución. Allí aparece Éder. El delantero guineano comenzó su carrera en clubes de divisiones inferiores y alejado de un protagonismo que jamás pensó tener cerca. Impulsado por su llegada al Académica Coimbra hace un par de años, encontró en su potencia, físico y movimientos de espaldas a portería, cualidades interesantes para explotar, siendo este año la apuesta personal de un Braga siempre atento a jugadores de ese perfil (pese a tener opciones en Palermo, Oporto y Everton). Sin embargo, su explosión ha sido letal de cara a puerta, sumando ya seis goles en este inicio de curso y resolviendo el conflicto del killer luso, pues ha vuelto a ser convocado en un claro intento de convertirlo, por fin, en el ansiado rematador.

Kacaniklic (Suecia): Cuando con 16 años tu gran pierna izquierda ha logrado llamar la atención del mismísimo Liverpool desde el modesto aunque incipiente proyecto del Helsingborg sueco, la atracción y seguridad en la apuesta, debe ser tan fuerte como segura. Ese salto desde el amateurismo hasta la élite pasando por las categorías inferiores de los Reds y siendo durante tres temporadas jugador destacado en los Reserves, aderezaba la consistencia del joven escandinavo, pero no estaba dispuesto a frenar sus ambiciones. Este sueco de orígenes macedonios entró en la operación con el Fulham por Paul Konchesky (una de las peores transferencias posibles)  y tras casi dos años con los Reserves londinenses, debutó el pasado curso en Premier. Cedido unos meses al Watford, encontró dinamismo, fuerza, seguridad y regularidad que a su regreso a Craven Cottage, le iban a abrir las puertas definitivamente. Gran disparo, buen toque de pelota y capacidad para llegar desde segunda línea para un chico que ya se asienta en la selección sueca.

Corona (Estados Unidos): La gran lista de jugadores de origen extranjero que empieza a infiltrarse con asiduidad a la selección yankee, tiene un abanderado más desde hace apenas unos meses. Nacido en Los Ángeles, de padre mexicano y madre salvadoreña, Corona, de 21 años, ha ganado adeptos gracias a sus goles y grandes actuaciones en los Xolos de Tijuana. Habilidoso, con gran técnica, movimientos de desmarque y una intuición clara de llegador al área, ayudó al ascenso del club y se asentó como esperanza futura del fútbol para tres posibles selecciones, pues podría jugar en USA, México o El Salvador. Primero lo llamaron los estadounidenses para enfrentarse precisamente a México en  agosto de 2011 pero con el despido de Bob Bradley, todo quedó en nada y acabó aceptando una convocatoria para representar a México en una cita sub-22 de juegos para los Juegos Panamericanos 2011. Sin embargo, esto no lo ataba a jugar con la selección azteca al no ser competición oficial de la FIFA y el pasado 2 de noviembre, Corona aceptó una llamada a Estados Unidos Sub-23 y se convirtió en el killer pese a no poder asegurarles el pase a los Juegos Olímpicos. En mayo, el debut absoluto cayó por su propio peso y el pasado mes de octubre lo hizo e partido oficial con una enorme polémica desde México, donde ya pensaban que sería otro atacante para el Tri. Ahora, sus goles yankees quieren ser protagonistas.

Todas las Jóvenes Promesas en nuestra Sección Exclusiva

También te interesa: Jóvenes Promesas que explotarán este 2012-2013

Síguenos también en Twitter y Facebook

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche