Histórico
22 octubre 2012Jose David López

Champions: Cinco puntos de la jornada (III)

Regresa la actividad continental seguramente con la semana de mayor estrés. Hace apenas seis días los jugadores seguían convocados con sus selecciones, miraban a un inminente examen para seguir sus objetivos mundialistas y retocaban cualquier otro pensamiento vestidos con la camiseta nacional. No ha pasado ni una semana y ya han tenido dos partidos por medio, topándose nuevamente con esa Champions League que nada regala y que no entiende de cansancio o pasividad, sino de resultados y castigos. Los ‘clásicos’ siguen con aspiraciones intactas, pero surgieron nuevos proyectos con fuerza financiera que no están atravesando la misma lucidez pese a sus altas expectativas, sobre todo debido a ‘novatos’ respondones que trastocaron cualquier plan pre-establecido. Un entorno tan competitivo como espontáneo, pues incluso allí donde las fuerzas más se igualan, existe el factor diferencial. Cinco epicentros especiales, buscan el suyo en una jornada atractivísima.

Shakhtar-Chelsea (Martes 20:45):

Cada uno en su idioma, cada uno en su contexto, cada uno con sus propios protagonistas, pero bajo un mismo guion estructurado en base al éxito. Con permiso de aquellos (Juventus y Bayern) que también luchan con ferocidad por su protagonismo, Shakhtar y Chelsea representan ahora mismo dos de los clubes más poderosos del planeta a nivel nacional e internacional. Los ucranianos dominan con tranquilidad y firmeza la Ukranian Premier League, sumando doce victorias consecutivas sin conocer otro resultado, con una media de tres goles por partido y un estilo cada vez más automatizado. Mircea Lucescu toca el súmmum de sus pretensiones, ideales y objetivos tras toda una vida de ensayo, que le llevó a situar el fútbol ucraniano en el mapa y a gestionar sus enormes recursos con cada vez mayor acierto. Un show en Turín, sobre todo en una primera parte irrepetible, debió abrirles de par en par las puertas de los octavos de final pero su falta de pegada, malgastó su perfecta sintonía asociativa. Su reto es demostrar a todos una capacidad real de competir y en el Dombass ante el actual campeón de Europa, goza de la oportunidad soñada. Los Blues siguen su línea recta, sacando resultados por pegada más que por sensaciones pero sin sumar un sobresalto en todo el curso. Un auténtico espectáculo.

Lille-Bayern Munich (Martes 20:45):

Quizás sea una de las grandes decepciones del año en toda Europa, pues el post-Hazard (la estrella omnipresente que abandonó su proyecto este verano en la cima), sea el rendimiento del equipo de Rudi García. Con una base similar a la de estos últimos años y mejorada con ciertos mimbres pese a la ausencia de su gran mito, la respuesta está siendo inapreciable y absolutamente fría. Poco compromiso de jugadores clave, mala gestión de sus energías en partidos concretos y, desde luego, un caos resultadístico que emana fracaso en Champions. Dos derrotas y una sola opción para seguir en liza con opciones, vencer a la arrolladora versión del Bayern, el equipo que sólo conoce victorias en Bundesliga, que encuentra más alternativas que nunca en una plantilla por fin compensada tras años de búsqueda de equilibrio y que, además, su único golpe lo encontró en la pasada jornada europea (cayendo ante el BATE en suelo bielorruso). De tal manera, la necesidad de ambos es absoluta para encontrar el camino deseado, el mismo que puede resbalarse definitivamente en una cita inmensa desde el punto de vista de presión ante obsesión de mejoría. Y en ese entorno, ideal poder contar con Muller, Kroos, Mandzukic o Ribery en un momento de forma tan espectacular.

Zenit-Anderlecht (Miércoles 18:00):

Ninguno de los millonarios de la última década (desde el citado Zenit al PSG o Manchester City), está encontrando un camino accesible en esta edición de la Champions League. Tanto, que el campeón ruso ejemplifica el más absoluto de los caos continentales que se recuerden en las últimas décadas, puesto que su fortaleza nunca se ha reflejado en la máxima competición europea, donde fracasa curso tras curso. De nada sirve el buen momento global que vive el fútbol ruso y tampoco que hayan llegado refuerzos que pronosticaban incluso metas de primera élite, sino que el vestuario se sublevó y Spalletti tuvo que plantar una cara que por ahora, no parece la adecuada. Tras dos derrotas que de igual manera han repercutido en sus opciones en la Russian Premier League (donde ahora son cuartos), todo lo que no sea una victoria, destrozaría a los del Petrovski, donde el Anderlecht busca explotar unas posibilidades igualmente delicadas. Jugar con la presión local, acrecentar esos nervios y saborear todo segundo tranquilo, supone un estímulo para un capeón belga que deseará estirar al máximo las inquietudes rusas.

Arsenal-Schalke (Miércoles 20:45):

No son aspirantes al éxito final y ni siquiera entrarían en las quinielas para levantar el título nacional, pero tienen pretensiones y opciones de cosechar grandes rendimientos con su mejor versión. Difícil sería ver un Arsenal un pena forma conforme a lo que se vio esta semana en Norwich, pero de igual manera sería casi imposible frenar a un equipos que encontrara su tope asociativo con Cazorla, Arteta y la cada vez más cercana posibilidad de regreso de Wilshere. Sensaciones similares existen en la Bundesliga con los de Gelsenkirchen, incrustados en un entorno de felicidad por un inicio de campaña esperanzados multiplicado de euforia global después de imponerse a su gran enemigo comarcal (ganaron al Borussia Dortmund a domicilio este sábado 1-2). Pero, de igual manera, absolutamente impredecibles e imprevisibles cuando se trata de valorar su rendimiento a largo plazo, para lo que aún no demostraron eficacia y fiabilidad, sino dudas en defensa e inestabilidad de su identidad. Dos claros intentos de proyectos construidos para crecer y aspirar a dar batalla ante cualquier rival y en cualquier escenario pero que, de momento, deben demostrarlo día a día. El Emirates es una prueba loable pues, el ganador, tiene billete casi directo a la siguiente ronda.

Ajax-Manchester City (Miércoles 20:45):

En el grupo de la muerte, el millonario cazador citizen se disparó a sí mismo tras sumar dos jornadas sin conocer la victoria (y sacando un punto absolutamente inmerecido por el camino), por lo que su única salida es enmendar errores pasados y empezar por cumplir la lógica que deje atrás cualquier duda sobre su capacidad competitiva en Europa. Dzeko volverá a la titularidad después de ser el ‘salvador’ nuevamente en Premier (marcó dos goles en los últimos minutos ante el WBA este sábado saliendo desde el banquillo), pero Roberto Mancini no especulará de nuevo, recuperando para la causa su carácter más ofensivo (quizás llegue a tiempo Silva) ante el equipo que más espacios le va a permitir explotar. El Ajax llega tras un nuevo golpe liguero y sin puntos aún en Champions, por lo que ser correctos y tácticamente estrictos, será lo único que suponga un aliciente esperanzados para no pasar al ostracismo en las tres jornadas que restarían aún para el final de la primera fase. Todo lo que no sea vencer, condenaría a ambos y quebrantaría por segundo año consecutivo las metas continentales del jeque Mansour.

Síguenos también desde Twitter y Facebook

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche