Histórico
11 octubre 2012Jose David López

Brasil 2014: Cinco epicentros clave de la jornada internacional

Si de una votación se tratara, probablemente acabaría decantándome porque las jornadas de selecciones de cara a fase clasificatorias, se organizaran en épocas veraniegas o navideñas, generando un tramo específico del calendario para uso exclusivo. Pero hasta que esa terminología entre en activo (algo que no tenga dudas de que acabara realizándose con el paso de los años), el parón de ligas internacionales sigue siendo un frenazo que reabre sensaciones más patrióticas con la puesta en escena de las selecciones nacionales. Salvo en África, donde aún luchan por ganarse pasaportes para la próxima Copa África de enero de 2013, el resto de confederaciones sigue pensando en Brasil 2014 y ese Mundial que aparece ya sobre el telón de fondo en un horizonte cada vez más cercano. Un total de 33 partidos bajo ese prisma, de los que recomendamos cinco con especial interés.

Rusia-Portugal (17:00):

Fabio Capello ha empezado de manera sólida, segura y resultadista su andar con la selección rusa que no puede volver a quedarse fuera de una cita mundialista teniendo en cuenta que en 2018 será anfitrión. Su campaña de imagen empezó con la contratación del italiano como seleccionador (uno de los mejores pagados del planeta) y los primeros aciertos ya se han constatado pues, pese a no encontrar una gran personalidad asociativa teniendo en cuenta la calidad que aglutina de mediocampo en adelante, sí ha logrado mejorar en factores defensivos, uno de los enormes desafíos de esta generación. Pero ante Portugal no sólo estará en juego el liderato del grupo y el gran test ante el rival más capacitado del grupo, sino la polémica del brazalete, esa que parece acompañar al italiano. Hace unos meses decidió otorgar ese honor al mediocentro del Zenit, Igor Denisov que, curiosamente, sacó a relucir su carácter y exigencias en el vestuario de su club, donde criticó los pagos realizados por Hulk y las cifras de su contrato, algo que le ha valido para ser apartado de los entrenamientos. No juega desde hace tres semanas, sigue castigado por Luciano Spalletti pero, pese a ello, liderará la medular rusa en un partido de máxima trascendencia internacional.

Turquía-Rumania (Viernes 19:30):

Puede pasar desapercibido y quizás no sea el más requerido de la noche futbolística europea, pero hay un escenario ideal con enorme hostilidad debido a la necesidad, dos selecciones igualadas y jugadores que necesitan un arreón moral en sus carreras. Además, tanto otomanos como rumanos han perdido credibilidad por su falta de puesta en escena en fases finales, algo que no pueden alargar mucho más en el tiempo. Los turcos han iniciado su camino de manera dudosa, con demasiados jugadores por debajo de su nivel y teniendo mucho por crecer para no quedar nuevamente en el ostracismo. Curiosamente, esa sensación quiere abandonar el combinado rumano, que mantiene una aureola de selección que un día aspiró a grandes cosas y que lleva décadas apagada. Su liderato actual advierte de sus renovadas esperanzas, algo que puede hundir definitivamente a los locales en Estambul. Mil ingredientes apetecibles.

Argentina-Uruguay (Sábado 02:00):

Con cada vez más ‘argentinos’ del campeonato nacional, Alejandro Sabella aclara que sus prioridades pasan por encima de estatus social o petición de los medios, siendo capaz incluso de llamar a Hernán Barcos (Palmeiras) sin pensar en Carlos Tévez. Ese talante y carácter no puede ser amenazado con resultados y eso ampara al líder de las eliminatorias sudamericanas, que tendrá enfrente a uno de los grandes del continente, actual campeón y debilitado por algunos resultados inesperados en las últimas jornadas. Mendoza regresa como sede para que los charrúas se desquiten, pues Luis Suárez, Cavani o Forlán saben que, un error más puede complicarles excesivamente su futuro más cercano, teniendo en cuenta que varios rivales están apretando para potenciar sus oportunidades. Un espectáculo de máxima rivalidad con una clara identidad, la del carácter aguerrido y la lucha por cada metro.

Colombia-Paraguay (Sábado 22:30)

No hace tanto, las tornas estaban cambiadas. Paraguay era muy competitivo y máximo aspirante a adentrarse en la élite en todas las citas internacionales mientras Colombia caía por un precipicio que duraba décadas. Pero la generación ‘cafetera’ de más éxito de los últimos años, ha levantado el vuelo gracias a la inteligente apuesta ambiciosa y caracterial de José Pekerman, que ayudado de una de las mejores camadas de los últimos tiempos, es seguramente la selección de moda en América por méritos propios. Desde la corona de killer que ostenta Falcao, hasta los carrileros más ofensivos del planeta (Armero, Zúñiga, Cuadrado), pasando por desequilibrantes apariciones (James Rodríguez, Teo Gutiérrez, Dorlan Pabón o Jackson Martínez), sin olvidar la eficacia creciente de jugadores en plena ascensión. El conjunto ‘cafetero’, que sueña con regresar a un Mundial tras su última participación en el certamen de Francia 1998, quiere consumar una grandísima primera vuelta de las eliminatorias encarrilando un pase que les haga reverdecer sus mejores recuerdos. Es su momento.

Antigua y Barbuda-Estados Unidos (Sábado 01:00):

En el coqueto Factory Road de North Sound, ciudad más futbolística de este conglomerado de islas del Caribe, se juega su futuro mundialista una de las gigantescas habituales, Estados Unidos, que no ha encontrado aún su mejor nivel desde la llegada de Jurgen Klinsmann a su banquillo. Tanto han dudado de que la selección pudiera caer en una crisis de resultados que lo dejara fuera de la próxima cita, que incluso el germano ha contratado un orador para motivar a sus internacionales. Donnie Moore, famoso en todo el país, ha dado ya varias charlas a los jugadores y muchos han quedado gratamente sorprendidos pues consiguió doblar una sartén ”en forma de burrito” (así lo llamó él) ante ojos de todos. Su meta es estimular y colocar objetivos realistas en una selección que está empatada con Jamaica y Guatemala en su grupo, donde sólo dos selecciones pueden avanzar. Todo lo que no sea ganar en suelo caribeño supondrá un golpe quizás definitivo para sufrir el mayor ‘varapalo’ de su historia.

Síguenos también desde TwitterFacebook

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche