Histórico
16 julio 2012David De la Peña

Joel Campbell: El frenético revulsivo del nuevo Betis

Resulta complicado empezar a hablar de cualquier tema relacionado con el Arsenal, sin que Arsene Wenger entre en escena. Es mejor ahorrarse los preámbulos y aceptar que es el hombre que mueve los hilos en el club Gunner. Desde el banquillo hasta los vestuarios. Por ejemplo, las grandes diferencias entre el vestuario local y visitante son por recomendación suya. Que un activo tan importante para el club como es un nuevo hogar, un estadio (Emirates) que perdurará años y años, haya llevado un sello tan personal de un entrenador, normalmente tan efímeros en España, es algo que sin duda sorprende. Sorprende, pero desde luego permite entender porqué el Arsenal tiene una identidad tan definida y un camino tan marcado. Se entiende porqué desde los comienzos del francés en el club, allá por 1996, el Arsenal ha tenido una idea clara y una forma de trabajar continuista. Y se entiende porqué, a pesar de que el equipo lleve más de un lustro sin levantar trofeo alguno, se siga viendo a Wenger como el elegido.

Y una de las señas de identidad que caracteriza la época Wenger, sin duda, es la captación de jóvenes talentos. Es la política del club, y aunque es cierto que el Arsenal ha invertido en algún caso concreto sumas importantes de dinero, una tónica habitual ha sido peinar el mercado minuciosamente y revalorizar futbolistas con poco caché.  Quizá motivado por su formación académica (Wenger es licenciado en Económicas), el técnico francés ha llevado su gestión con la perspectiva de un economista. Así ha sido año tras año, y la Liga española ya se ha visto beneficiada por su idea. Botelho o Wellington Silva han sido los casos más recientes, aunque para la temporada 2012/2013 aparece un futbolista de más caché. Una de las últimas contrataciones del técnico alsaciano ha sido la del costarricense Joel Campbell, y el Real Betis ha conseguido su cesión para este año.

Desde Inglaterra se asegura que Wenger pretendía que Campbell disputase minutos con el equipo desde el primer día, pero problemas para conseguir el permiso de trabajo dieron con el futbolista en el Lorient la pasada campaña. Y, aunque no ha sido indiscutible en Francia, lo cierto es que dejó algunos detalles de muy buen nivel. El público español puede recordar a Campbell más nítidamente, si hace memoria, y viaja hasta el 15 de noviembre de 2011. Ese día, España jugó un amistoso frente a los ticos, en el que destacó un incisivo punta. Costa Rica se puso 2-0 en la primera parte, y aunque el partido acabase 2-2 con goles de la selección española en los minutos finales, seguro que nadie que viera el partido dejó de fijarse en ese incisivo punta, que puso el 2-0 en el marcador. Joel Campbell, ese día, demostró que ante un rival de categoría puede ofrecer muy buenos recursos en el manejo de balón, y dar grandes soluciones de profundidad.

Quizá, sus números han sido decepcionantes teniendo en cuenta la expectación que generó su cesión al Lorient. Tan solo 4 goles a lo largo de la temporada. Sin embargo, su aportación resultó bastante más eficaz de lo que indican las cifras. Dejó sensaciones de gran revulsivo, saliendo desde el banquillo y cambiando el ritmo del encuentro en bastantes ocasiones. En ese sentido, ha demostrado ser un futbolista que entra bien en los partidos, es eléctrico y rinde bien entrando desde el banquillo. Papel que no necesita cubrir en la selección de Costa Rica, ya que su aportación para Jorge Luis Pinto es muy importante. Ha hecho goles en la fase de clasificación para el Mundial, y sin duda, en su fútbol, radican gran parte de las esperanzas del país.

En cuanto a su perspectiva en clave bética, es un futbolista que puede ofrecer soluciones. Cierto que Mel suele jugar con dos puntas complementarios, y Rubén Castro es el futbolista que más se descuelga y el más protagonista en las transiciones, mientras que un 9 más referente (caso de Santa Cruz o Molina el último año), suele ser su acompañante. En ese sentido, parece que Campbell entra en competencia directa con Castro, a no ser que el Betis cambie el estilo de su pareja atacante. Otra opción puede ser la de verle en un papel parecido al que tenía Jefferson Montero, cuando Mel proponía ese 4-4-2 asimétrico con Salva Sevilla cerca de la base y un extremo más profundo en el otro perfil. Veremos, pero la sensación es que como acompañante de un 9, como acompañante de Castro en una pareja muy dinámica, como extremo, o como revulsivo, Joel Campbell puede sumar mucho al Real Betis esta temporada.

También te interesa: Mundial Sub 20 (2011): Jugadores a Seguir (Uno de ellos ya era Campbell)

Síguenos también desde Twitter y Facebook

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche