Histórico
2 enero 2012Jose David López

NAC Breda: McDonalds ‘Big NAC’

El regimiento formando en orden militar, con las banderas al frente y estrictamente respetados. No eran vencedores, sino vencidos, pero su defensa ultranza y sacrificada, había sensibilizado a las tropas españolas del general Spinola. Justino de Nassau mantuvo el tipo, luchó con heroicidad y alargó con honor lo inevitable, que Breda cayera ante el asedio después de 11 meses de constantes altibajos y golpes estratégicos. Un choque que solidarizó a ambas tropas, decididas a mostrar su caballerosidad e ignorando la humillación del derrotado. Era la valentía de los asediados, la lucha de un pueblo llano, humilde, trabajador y de enorme carácter fraternal. Aquella estampa pasó a la historia como la ‘Rendición de Breda’, un momento que hoy sigue teniendo referencias en su sociedad.

Sobre aquél campo de batalla, se levanta hoy el epicentro de esperanzas semanales para los 170.000 habitantes de Breda, el Rat Verlegh Stadion, sede del NAC. Una ciudad histórica por su pasado bélico que, como por entonces, se muestra resistente ante las amenazas, sólida contra los ataques y solidaria cuando la alerta pone en peligro sus sentimientos, sobre todo si intentan desestabilizar su icono comarcal, el fútbol. Instalado en una grave crisis financiera, el club necesitaba medidas urgentes y los empresarios de la zona, vinculados al proyecto futbolístico hace décadas, accedieron a una medida drástica. Una hamburguesa, un euro y una sonrisa para el NAC. ¡Pide un NAC Menú¡

Y es que si algo ha acompañado a lo largo de sus días a la Perla del Sur (nombre que recibe cariñosamente en Holanda), ha sido la enorme aportación que ha recibido por parte de su afición y abonados, muchos de ellos adinerados hombres de negocios en Breda. Tras numerosos cambios de directiva, incapacidades para sacar adelante el proyecto deportivo que acompañe la construcción de su nuevo estadio (más de una década después aún se está pagando a plazos sin solvencia) y endeudados en más de 7 millones de euros (suficiente cifra para acabar con un club en la Eredivisie), la franquicia Troost Ab, líder en la ciudad, quiso evitar la catástrofe del NAC. Con tres centros de la multinacional y famosa hamburguesería McDonalds a su servicio, decidieron crear el NAC Menú, destinando un euro de los 7.95 de su valor total, directamente a las debilitadas arcas del club.

El éxito de la promoción ha sido rotundo, el pueblo futbolístico se ha volcado con la causa y lemas como “alimenta al NAC”, son ya habituales entre los hinchas más jóvenes. Las tres sedes de la empresa en Breda (Steenakker, Meubelboulevard y Buttermilk Road) se han vestido de amarillo y negro (colores del club) para estimular el movimiento social e incluso han proyectado días especiales donde la donación al club ascendía a dos euros por menú si alcanzaban las 300 peticiones. Patatas fritas, hamburguesa, mayonesa y un refresco, “nuestra aportación para ayudar a salvar el club de un momento difícil”, comentaba Leon Dockers, principal impulsor de la idea, alto mando empresarial y, desde luego, hincha acérrimo del NEC.

Otorgados ya varios cheques con esta singular propuesta y dispuestos a seguir apoyando a su club a base de desestabilizar un poco su alimentación, Breda sigue reflejando su solidaridad y sacrificio colectivo. Con suerte, esta vez no habrá rendición sino el premio de salvar de la bancarrota al club y celebrar su Centenario (este 2012), entre banderas, lanzas y… hamburguesas.

Síguenos también desde TwitterFacebook

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche