Histórico
14 enero 2012Martín Díaz Núñez

Heráldica de fútbol: Los cocodrilos del Languedoc

nimes-olympique

En el luminoso mediodía francés, una ciudad refulge con esplendor iluminada por su brillante herencia histórica…tanto artística como futbolística. Hablamos de Nimes, una población de no excesivo tamaño (unos 145.000 habitantes), cuyo pasado la eleva a otro nivel de mucho mayor lustre. Y es que la acumulación de maravillas arquitectónicas, como su anfiteatro (aun usado para conciertos y corridas de toros), la Maison Carree (uno de esos templos emblemáticos del arte romano), o el acueducto (próximo a la villa, conocido por el nombre de Pont du Gard por atravesar sobre el rio del mismo nombre), uno de los mejor conservados del antiguo imperio. Todo, nos hace desear haber conocido la misma en su época de gloria…o al menos, poder vislumbrar la misma entre sus milenarias piedras. Pero no todo es romano y monumental en Nimes.

Allí, desgraciadamente hundido (en zona media-alta) de la Tercera división francesa, tiene su sede el otrora orgulloso Nimes Olympique. Uno de los equipos mas desgraciados del futbol mundial (lo cual no esta provocado por que sea mi equipo francés, que dirían las malas lenguas, sino mas bien al contrario, es mi club galo por ese tipo de cosas…). Hablamos de un conjunto de largo, muy largo recorrido en la elite del futbol galo (33 temporadas, prácticamente todas desde el 50 al 80), y que cuenta en su palmares con nada menos que cuatro subcampeonatos ligueros y  3 coperos. Sí, 7 veces subcampeón y nunca campeón, a antitesis del Independiente argentino.

Pero no es contar lo que fue su auge y posterior caída, ni su poco atractivo presente lo que aquí nos ocupa (podéis leer mas sobre el tema en este otro articulo), sino otro muy distinto. Su extraño escudo, que a la vez es quien le proporciona el apodo por el que es conocido, Les Crocodiles. Es este.

escudonimes

¿Un cocodrilo en un escudo francés? ¿Qué pinta ahí, tal vez el cercano río Gard estaba infectado en otra época de tan terribles bestias? ¿Han pagado los de Lacoste por colocar su logo en el emblema? Más bien, no. Como siempre, debemos investigar algo mas, y para ello, nada mejor que acércarnos a contemplar el escudo de la ciudad, adoptado en el siglo XVI, el siguiente.

escudo

Sí, de nuevo, vemos la conexión clara. Ya sabemos de donde sale el cocodrilo… ¿pero de donde sale el escudo, y cual es su significado? Pues me da que más de uno lo va a adivinar…de aquí. De las monedas de época de Augusto acuñadas en la ciudad.

monedasnimes

Ahora, para explicar en toda su extensión el significado de semejante simbología, debemos remontarnos atrás en el tiempo, allá por unas décadas antes del nacimiento de cristo, un par de milenios de nada. Aunque su fundación se remonta aun más atrás en el tiempo, alrededor del año 27 antes de cristo, tuvo lugar el suceso decisivo en la historia de la población.  En ese año, se fundó la colonia romana de Nemausus (“Desde el Nilo”…aunque sobre esto hay dudas, ya que otros hacen derivar el nombre del celtico Nemos, “lugar consagrado a la religión”), a donde llegaron soldados veteranos de las campañas de Augusto en el Egipto, que tras prestar 15 años de servicio en el ejercito, recibieron como premio un lote de terreno para cultivar en los alrededores de la población.

Y esto explica la moneda, y a su vez el escudo de la ciudad. El Cocodrilo atado a la Palmera representaría la sujeción de Egipto por parte de Roma (Y por extensión, de sus legiones, o sea, de aquellos valientes veteranos residentes en Nimes) , la sumisión del reino del Rio al poder del imperio, el triunfo del emperador (representado por la corona de Laurel). La fuerza del país africano, vencida, encadenada bajo la Pax Romana. El que se convertiría desde entonces en el “Granero de Roma”, veía así de nuevo perdida su independencia. Así podríamos decir que en cierto sentido el escudo del Nimes es de origen Egipcio.

Al menos, en el emblema futbolístico, mas clemente (o tal vez con mas ganas de asustar a los adversarios, ya que no es lo mismo enfrentarse a uno de estos bichos atado que suelto), “liberaron” al encadenado, al que vemos “celebrar” la ocasión dando buena cuenta de un balón entre sus mandíbulas… Sí, podéis pensar que en realidad lo está transportando, pero con esa dentadura… Prefiero imaginar que está, expresando , sin palabras, una especie de orgulloso reto, “A ver quién es el guapo que se atreve a quitármelo”…

Pues por mi parte, yo no, y al igual que el esférico, ojalá nadie nos quite los puntos cuando visiten el coqueto Stade des Costières, el sexto con mayor asistencia media de la Ligue 2 francesa… a pesar de ser los penúltimos en la tabla. Y es que Nimes debe de ser una de las ciudades que mas ama el futbol del país galo, a pesar de todo lo que sufrió por el… O igual, por eso, nunca se sabe, hay mucho masoquista suelto por ahí fuera…

Síguenos también desde Twitter y Facebook

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche