Histórico
26 octubre 2011Santi Retortillo

Atalanta: Vuelta al cielo con lastre

El mes de agosto fue movido en Italia. No por un nuevo escándalo de Silvio Berlusconi, que ya es cotidiano y la gente está habituada a vivirlos cada pocos días, sino porque el fútbol fue protagonista sin estar el balón de por medio. Tras escándalos como el Moggigate, la sombra de la corrupción y las apuestas ilegales es muy alargada en el país transalpino. La Juventus todavía clama por los dos Scudetti que le fueron birlados tras su celebración debido al trabajo en la sombra de Luciano Moggi.

La sospecha en la Serie A, unidas al bajón futbolístico en comparación al concierto europeo, empañan un campeonato que en los 80 contaba con un puñado de clubes que podían llevarse el título al contar con varios jugadores de primer orden mundial. La Corte de Justicia de la Federación Italiana de Fútbol inundó los juzgados el pasado verano. La imagen era la de siempre: trajes de etiqueta (con ese toque italiano que le da más glamour), zapatos relucientes, gomina (para los afortunados) y maletines y carpetas rebosantes de papeles. Aunque lo cierto es que abogados, jueces y acusados podrían haberse llevado las botas de tacos para transitar unos pasillos repletos de incertidumbre.

El Atalanta Bergamasca Calcio recibió el 9 de agosto la triste noticia de que iniciaría su andadura por la Serie A con seis puntos de sanción. ¿El motivo? La implicación en una red de fraude en las apuestas futbolísticas. Además de ese -6 para comenzar colistas el campeonato, el capitán Cristiano Doni fue suspendido con tres años y medio (también castigaron a Giuseppe Signori con cinco años sin ningún tipo de actividad relacionada con el fútbol). Pero La Dea (La Diosa), haciendo honor a su sobrenombre no se dio por vencida y está dando mucho que hablar en estos primeros meses de curso.

Tras la huelga que retrasó la Serie A, el conjunto de Bérgamo apostó por gente como los defensas Masiello o Lucchini, las cesiones de dos hombres importantes como Germán Denis y Luca Cigarini y el gran desembolso para la posición de enganche (nuestro añorado enganche). El argentino Maximiliano Moralez dejó Vélez a los 24 años por 5.3 millones de euros para buscar en Italia lo que no encontró en Rusia cuando fichó por el desaparecido FC Moscú con 20 primaveras y tras dejar Racing de Avellaneda.

Con el modesto exfutbolista Stefano Colantuono en el banquillo, siendo artífice del ascenso como campeones de la Serie B, el Atalanta varió su habitual 4-4-2 en la segunda categoría por un 4-4-1-1 en el que Maxi Moralez campaba por su zona de influencia con la referencia de Denis en punta. Cigarini y Padoin en la sala de máquinas, el talentoso Schelotto en la derecha y el también joven Bonaventura en la banda zurda. Además, en el centro de la zaga la tripleta Lucchini, Capelli y Manfredini permutan para elegir la pareja, mientras que Masiello y Peluso ocupan los laterales. En la portería, otro joven, Andrea Consigli, con experiencia en el Europeo Sub-21 de 2007 o los Juegos Olímpicos de Pekín y que está rindiendo a un gran nivel en el Stadio Atleti Azzurri d’Italia.

Sin esa rémora de seis puntos, el Atalanta sería cuarto en la tabla empatado con la Lazio y a dos puntos de la Juventus, que ayer se colocó líder tras derrotar a la Fiorentina. En sus tres partidos como locales no conocen la derrota, dos victorias y un empate, mientras que como foráneos han vencido en dos ocasiones, suman un empate y la única derrota en Roma ante el conjunto de Luis Enrique. Hoy reciben al Inter en su estadio, y debido a la sanción es un rival directo que lleva un punto menos. El Atalanta es decimoquinto con ocho puntos con cuatro de ventaja sobre el descenso. La dinámica es muy positiva y la apuesta por el fútbol es una de las más notables en Italia junto a Roma, Juventus o Udinese.

Todo el mundo debe reconocer el mérito de un proyecto cocinado con mimo, que cuando las cosas iban bien el curso pasado en la Serie B ya tenía las directrices muy avanzadas para un supuesto ascenso y que ha acertado de pleno al cerrar los fichajes y las cesiones. La Dea se viste de gala para recibir al primer grande con el calor de su público. Ya baten las alas a pesar del lastre de seis puntos que soportan. El Atalanta quiere dejar su sello en la Serie A y esta noche no será menos. Apuesta atractiva para hacer frente a un intrigante Inter.

Síguenos también desde TwitterFacebook

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche