Histórico
27 septiembre 2011Jose David López

Derek Boerrigter: La alegría del extremo holandés

Espíritu abierto, verticalidad, alegrías ofensivas y falta de rigor táctico de primer nivel, hacen del fútbol holandés un espectáculo diario. Cambiaron el guión establecido en el deporte rey hace décadas, innovaron con su concepción del fútbol visto como un espectáculo con el que hacer disfrutar a quienes pagan y, desde luego, no pueden entenderlo sin buscar continuamente la portería contraria pese a sus deficiencias competitivas. Estas premisas forman el paraje ideal para que sea allí, en Holanda, en la Eredivisie, donde encontremos con facilidad más y mejores exponentes de una especie en extinción, el extremo.

Velocidad, desborde, descaro y desequilibrios por técnica aplicaba con potencia-energía, que siguen generando como mecanismo rutinario en sus escuelas. Esta noche, en el césped del Santiago Bernabéu, uno de los últimos ejemplos de esta estirpe interminable de extremos holandeses, seguirá su particular crecimiento con un Ajax que mantiene su constante retro-alimentación. Hoy puede ser el día de la explosión de una de sus mejores piezas actuales, el zurdo y, por supuesto extremo, Derek Boerrigter.

Mucha potencia física, buen disparo desde media distancia, un jugador que permite alternativas en ataque porque casi siempre encara y que, sobre todo y es lo más destacable, tiene una velocidad increíble. Tiene un problema, ya que quizás sea demasiado cerrado a utilizar su pierna zurda, limitando su radio de peligro y sus amenazas, que quedarían multiplicadas si pudiera ser capaz de generar diagonales para disparar con la diestra. Mientras sigue perfeccionándolo, se ha convertido en uno de los jugadores de moda de la Eredivisie, ganándose un puesto en el once de Frank de Boer y siendo el jugador más descarado y vertical de su esquema, siempre partiendo desde la izquierda.

Esta semana, Boerrighter fue el jugador que rompió el partido de la jornada en la Eredivisie ante el Twente. Una contra bien lanzada por él, con velocidad, potencia y gran control de la pelota en su arrancada, acabó sirviendo para que los ajaccied se adelantaran. No sólo mantuvo lejos la carrera defensiva de su marcador (incapaz de darle caza), sino que eligió bien su pase final a Sulajmani (autor del gol), lo que refleja que, igualmente, tiene capacidad para elegir, algo que suele ser el problema en jugadores con tanta explosividad.

Su camino no ha sido nada fácil hasta alcanzar cierto protagonismo en Holanda. Y es que al nacer en Oldenzaal, el club más poderoso de la zona era el Twente. Tras jugar a nivel amateur en el modesto Quick, un humilde de la cuarta división holandesa próximo a su ciudad, llegó al Twente con apenas 12 años. Sólo estuvo allí dos campañas porque los ojeadores del Ajax lo convencieron para marcharse a Ámsterdam. Varios saltos de categorías y llegada al primer equipo aunque sin suerte porque, justo cuando parecía que iba a terminar por aclimatarse, no llegó a debutar pese a ir convocado varias veces. No quiso ser habitual del banquillo y se desvinculó del Ajax tras una cesión de unos meses en el Harlem (club de scouting muy conocido en Holanda).

Dos años en el Zwolle (de la Eerste divisie, segunda división holandesa) y dos años más en el RKC Waalwijk (que este año ha ascendido a la Eredivisie gracias a los 18 goles que anotó el propio Boerrighter el año pasado), sirvieron para demostrar su progresión y talento. Tanto,q ue el mismo Ajax que lo había dejado en el ostracismo, lo fichó de nuevo. Boerrighter, pese a tener más ofertas, quiso regresar a ‘casa’ a modo de revancha para demostrar que se habían equivocado con él. Ahora, es su momento, está en plena forma, con motivación y consciente de que es una de las nuevas armas de este renovado Ajax de Frank De Boer. No dejaremos de saber de él…

También te interesa: Ajax: Cadena evolutiva sin resultados

Todas las Jóvenes Promesas del Mercado

Síguenos también desde TwitterFacebook

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche