Histórico
16 julio 2011Santi Retortillo

Erzgebirge Aue: Los herederos de Asterix

Una población que no llega a los 18.000 habitantes, un campo con aforo para 15.690 espectadores, 10.000 devotos de media en los partidos y 20.000 euros de inversión a pesar que el año pasado concluyó quinto en la Segunda División alemana (Bundesliga 2). Nos referimos al Erzgebirge Aue, un nombre que te cuesta prácticamente lo mismo pronunciarlo que el tiempo que empleas en atravesar la pequeña ciudad de Aue.

Ayer se inició el campeonato de plata en Alemania. Una Liga que destaca por su gran organización, el ambiente espectacular, unas asistencias a los campos que siempre rozan el lleno y una cobertura televisiva seria para que su estatus se corresponda a la calidad que atesoran los 18 equipos de la competición. Por poner un ejemplo: Berlín tiene más de tres millones y medio de habitantes o Hamburgo (ciudad del St. Pauli). La segunda ciudad más pequeña de la Bundesliga 2 es Cottbus, con poco más de 100.000 habitantes, pero casi seis veces más grande que los luchadores de Aue.

Como si de la Galia se tratase, Aue resiste las grandes inversiones de otros conjuntos, las enormes urbes que respaldan a los clubes y la tradición de escuadras míticas venidas a menos por alguna circunstancia. El asentamiento de Asterix y Obelix era una aldea ficticia, ideada por René Goscinny, que en el año 50 a.C. resistió las acometidas reiteradas de Julio César por conquistar la Galia. En un escenario totalmente real, y de carne y hueso, aparece Aue en la vida futbolística de Alemania. Hace dos años, el Erzgebirge militaba en la 3. Liga (tercera categoría), pero acabó segundo en la tabla y logró su ascenso de forma directa. El curso pasado, y como recién ascendidos, superaron las expectativas y Aue vibró con la quinta plaza.

Allá por 1959, en el cuarto certamen de la Copa de Europa, el Erzgebirge Aue alcanzó los cuartos de final del máximo torneo continental. Esos buenos años, con una denominación del club muy distinta. Esa época pasó, pero como si de la Galia se tratase, no aceptó que le conquistasen y se agarró a un clavo ardiendo para ir recuperando su nombre poco a poco. Hoy debutan (13:00 CET) ante el Alemannia Aachen en una nueva campaña en la que quiere seguir dándole a su grada muchas tardes de alegría y, quizás, soñar algunas jornadas con volver a la Bundesliga.

Con el joven Rico Schmitt en el banquillo (con contrato hasta 2013), el presidente Bernd Keller apenas ha invertido 20.000 euros en los cuatro fichajes del verano (más la cesión de Nicolas Höfler), mientras que han salido ocho futbolistas de la plantilla Veilchen (Violeta en alemán) para afrontar un nuevo año en el que deberán enfrentarse a potencias de la talla del Eintracht (debutó ayer con una trabajada victoria que se cerró con el gol de Matmour en el minuto 89), St. Pauli, Bochum o el sorprendente Greuther Fürth. El miedo no es una palabra que se pueda asociar a la pequeña Aue.

A la fortaleza de la Galia o Numancia se le puede apuntar desde hace unos años la sede del Erzgebirge Aue, que temporada tras temporada resiste en un circo creado para los mayores. Es de rigor mostrar todos los respetos al conjunto dirigido por Schmitt. Tiene al pueblo de su lado y no dudarán en cuestionar al que le quiera enterrar. A la afirmación: “Toda la Galia está ocupada por los romanos”, no tienen reparo a cuestionarla de forma tajante: “¿Toda? ¡No! Una aldea poblada por irreductibles galos resiste todavía y siempre al invasor”. En su día, Goscinny no cayó en que décadas más tarde Aue se apropiaría de este grito de guerra. Asterix y Obelix ya tienen herederos.

Síguenos también desde TwitterFacebook

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche