Histórico
29 abril 2011Jose David López

Borussia Dortmund: Temor al desmantelamiento

“Yo le pondría una camiseta llamativa con pantalón negro que recordara nuestra tierra”, decía entre tragos Robert Unger. “Podremos tener a los mejores jugadores de la zona”, comentaba orgulloso Hans Siebold, que siempre había secundado la idea de Franz Wendt, que cada noche repetía que su sueño era “poder albergar a toda la comunidad en un estadio que sea referencia para nuestra gente”. Dieciocho jóvenes apasionados del deporte, se reunían a menudo entre cervezas para soñar con un equipo de fútbol que representara a los trabajadores de las minas y el acero en el noroeste de Dortmund.

Peleados con Hubert Kaplan, líder de la parroquia católica donde trabajaban (que les había impuesto una oración adicional la tarde de domingo para impedir que jugaran al fútbol), su amor a la pelota les llevó a saltarse sus normas y organizar oficialmente el club en su habitual ‘rincón cervecero’. Tanto, que esa espontaneidad se reflejaría incluso en el nombre del club pues Borussia, hace referencia a una de las Brauerei Dortmunder (DAB) (fábricas de tan famosa bebida germana, en Dortmund) que suministraba la propia cerveza al local donde ellos solían pasar sus tardes-noches ociosas. El Dortmund nació luchando contra las normas y atravesó crisis deportivo-financieras terribles, pero ahora toca el cielo del fútbol alemán con una generación de oro que infunde respeto y que encandila con estilo fresco y diferencial. Un proyecto que necesitará un nuevo empujón entre cervezas para evitar su desmantelamiento inmediato.

Jurgen Kloop fue el técnico encargado de insuflar energías renovadas a un club que necesitaba soltarse y liberarse tras años de ostracismo. Una gravísima situación económica a principios del nuevo siglo, estuvo a un pasito de extinguirlo pues la quiebra acechaba tras años de malas decisiones desde su cúpula. Para salir del bache, el recién llegado presidente Reinhard Rauball, solicitó un informe detallado de cada euro que se manejaba y de la situación de sus escuelas juveniles. La perspectiva no era otra que intentar explotar cada euro en su cantera y en adquisiciones baratas con jugadores jóvenes que pudieron explotar en el Westfalen. El caracterial Kloop fue la pieza definitiva en su plan pues el ex míster del Mainz había sido capaz de catapultar a un club humilde al primer peldaño del fútbol germano pero, además, siendo referencia en su estupendo desempeño con jugadores semi-desconocidos.

Dispuesto a dar continuidad a su idea en el Rhur, Kloop aceptó el reto de recuperar sensaciones en el ex campeón de Europa, con una base social que poco a poco iba a volver a sentir que el camino elegido era el del éxito. Y es que en apenas tres años, sabiendo estructurar su planteamiento deportivo, su sistema táctico y los jugadores a desarrollarlo, el Borussia Dortmund ha regenerado su positivismo. Ahora tiene la Bundesliga a un paso, volverá a la Champions League el próximo año y es la envidia de Alemania, pues muchos de sus semi-desconocidos jóvenes, se han convertido en estrellas internacionales deseadas por los mejores clubes del continente. Estilo virtuoso, ambición asegurada, energía y capacidad para madurar a medida que la presión por volver a ser referencia crecía, han servido para que Dortmund reconquiste el poder nacional. Un grupo unido, muy vinculado a su entrenador, con el que están a muerte y al que respetan, pero con una idea clara pues todo tiene un precio.

La llamada de los ‘gigantes’ europeos no se hace esperar y, por su propio peso, Nuri Sahin ha sido el primero en ocupar portadas en todo el mundo. El mediocentro turco es el guía, el cerebro y el peón que hace jugar al resto. Tiene la perspectiva de los grandes pasadores, el golpeo a balón parado y la inteligencia de quienes marcan diferencia por sapiencia pura. Y todo, con sólo 22 años y una supuesta cláusula que lo liberaría previo pago de seis irrisorios millones de euros. Si alguien osa ser el primero en abandonar el proyecto del Westfalen, pese al cariño que ya le infunden desde sus graderíos, el joven otomano tiene más posibilidades que ninguno.

Mario Gotze, el canterano de mayor talento y clarividencia de cuantos salieron de la raíz dortmuner, es ya el jugador clave en el futuro de la selección alemana. Internacional, capacitado para llevar el peso ofensivo del equipo y con apenas 18 años, es una ‘perla’ que pretenden limar con cariño sin que nadie pueda arrebatársela. Su salida se antoja algo más complicada porque le debe todo a su técnico y porque su juventud es, al mismo tiempo, un factor para la tranquilidad. Algo similar ocurre con el japonés Kagawa, adquirido con inteligencia por apenas 300.000 euros del Cerezo Osaka y que tras ser el jugador entre líneas, el de mayor impacto internacional y el que abrió el camino al campeonato, se ha revalorizado por encima de los 12 millones. El nipón se lesionó a mitad de curso, no volvió a jugar y quiere seguir creciendo en Dortmund sin prisas.

Los goles de Lucas Barrios sí pueden tener salida porque el club no vería con malos ojos traspasar a su goleador por una buena cifra debido a que el joven Lewandowski le ha suplido bien cuando ha tenido opciones. Además, reinvertirlos así en otro atacante pues si algo anhelan los de Kloop, es tener más variantes ofensivas. También son deseados por los mejores clubes europeos sus dos centrales, el balcánico Subotic (genial juego aéreo y buena salida de balón) y el ex canterano del Bayern, Hummels, al que supieron dar la proyección que no le ofrecieron en Baviera y acaban de renovar. Ambos tienen muchas ofertas y será difícil retenerlos, aunque la fe de su técnico puede ser clave. El resto, parece anclado a la idea de un proyecto que puede marcar una época en Alemania, que apetece ver en la Champions para ver lo que ofrece ante los más grandes y que, pese a todo, puede quedarse en nada. Una cerveza en su honor…

Síguenos también desde Twitter y Facebook

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche