Histórico
10 abril 2010Jose David López

La quiniela del Real Madrid-Barcelona (09-10)

cristiano-messi

Después de nuestra cita semanal obligada con las apuestas, el clásico ya se palpa a pocas horas de su inicio. Sin embargo, Manuel Pellegrini y Pep Guardiola aún guardan sus cartas y no desvelan quiénes serán los veintidós jugadores que saltarán al Santiago Bernabéu. Desde aquí os retamos no a que adivinéis las intenciones de los técnicos, sino a que valoréis uno por uno a todos los protagonistas en una quiniela para decidir quién tiene mejor plantilla. La magia de Messi, la pegada de Cristiano, el orden de Xavi, la temporada de Higuaín o las comparaciones entre dos de los mejores porteros del país… ¿Quién es mejor?

Iker Casillas-Víctor Valdés (1): Uno es venerado por el nivel alcanzado durante toda su carrera y por ser el mayor icono del madridismo desde Raúl. Capitán blanco, líder de la selección campeona de Europa, ejemplo de sobriedad y humildad sobre el césped pero, sobre todo, un portero de leyenda que, pese a todo, no atraviesa el momento más dulce. Todo lo contrario que Valdés, querido sólo en esquinas muy culés pese a llevar ya varios años mereciendo ir con la Roja y que está en el zenit de su carrera deportiva. Nos quedamos con Iker. ¿Razón?…es el mejor portero del mundo (que me perdone el genial Julio César).

Sergio Ramos-Dani Alves (2): Un comodín defensivo cumplidor, potente y con una mayor confianza partido a partido que le hace haber mejorado notablemente sus prestaciones (incluso defensivas), contra el mejor lateral derecho del planeta. Discusiones hay pocas pero de su trabajo mucho pueden depender las cosas en el Bernabéu. El madridista, que va de menos a más y es fijo, puede ser clave si logra frenar a Leo Messi, con quien se verá las caras por disposición táctica. El brasileño es pura ofensividad, un torbellino que lanza faltas, llega a línea de fondo y que sorprende con sus llegadas. Lo dicho, el mejor carrilero del momento.

Garay-Piqué (2): Dos centrales jóvenes, con estupendo juego aéreo, en pleno crecimiento y quizás en la temporada que les está asegurando un próspero futuro como zagueros de nivel reputado. El argentino aún debe asegurarse su puesto, dar un paso al frente y reflejar sus puntos fuertes en partidos donde se le exija, como el de este sábado. El catalán es quizás el central más en forma de Europa, el de mayor progresión en los últimos tiempos y el jefe de la zaga azulgrana probablemente para la próxima década.

Albiol-Puyol (X): Producto nacional 100%. Dos zagueros de la Roja, probablemente titulares en Sudáfrica (lo que ya es mucho decir) y con un curso bastante similar en cuanto a nivel. El madridista está creciendo hasta el punto de que aquellos que dudaban de su capacidad ahora han tenido que apuntar a otra diana. El blaugrana, capitán de capitanes, siempre cumple en estos partidos donde se especial inyección anímica le hace dar un ‘extra’ que el pasado año valió un gol y en la Ida supuso el mejor partido de toda la campaña. Fue protagonista absoluto.

Arbeloa-Maxwell (X): Quizás los dos jugadores de menor lustro, aunque no por ello de menor capacidad. Uno es un comodín defensivo, que volverá a resituarse en los planes de Pellegrini aprovechando su versatilidad en el que quizás sea su mejor momento de la campaña tras varios meses a gran nivel. eso sí, quizás finalmente sí sea él el posible anti-Messi. El brasileño, que está aprovechando los problemas de Abidal como pocos para ganarse la confianza de Guardiola y ser un enclave atractivo dentro del momento de juego culé, ya es más que el simple recambio del galo.

Lass Diarra-Yaya Touré (X): Dos de los mejores destructores del planeta frente a frente y, curiosamente, ambos tachados de no pasar sus días más felices. El galo está siendo cuestionado por vez primera desde que llegó a la capital y necesita reivindicarse en uno de esos partidos donde su poderío puede resultar clave. El marfileño, que posiblemente esté ante su último clásico (le veo en el City en unos meses), ha perdido su lugar y lo que es peor, la fe ciega que el míster guardaba en él. Un choque de trenes donde alguno puede descarrilar y llevarse a sus compañeros por delante.

Xabi Alonso-Xavi Hernández (2): Estamos hablando de dos de los mejores mediocentros organizadores del planeta y, si me dejo llevar por la ‘vena patria’, diría que por los dos más completos. Expertos en pases decisivos (el madridista más en largo y el culé más en corto), grandes llegadores desde segunda línea y perfectos lanzadores a balón parado. Pueden compartir la medular de España en el próximo Mundial con lo que elogiar lo elogiable …

Guti-Iniesta (2): Las dos balas alternativas, eficaces pero a la penumbra de las estrellas. El blanco ha querido ser protagonista en la previa asegurando su marcha a final de campaña mientras el azulgrana, muy dado a todo lo contrario, sigue su curso de humildad sobre-humana para intentar dejarse notar y ser noticia después, en el césped y a base de sus múltiples prestaciones. Uno tiene magia y creatividad, el otro descaro y sapiencia. Dos auténticos genios cada uno en su versión.

Van Der Vaart-Pedrito (X): Pocos contaban con ellos a principios de campaña pero con tantos minutos, lesiones y alternativas, ambos han sabido ganarse el jornal a base de goles determinantes y una buena chispa de aire fresco para sus plantillas. El holandés ha sido capaz de dejar en el banquillo a jugadores de mayor caché e incluso de hacer buenas las extrañas maniobras veraniegas que lo hubieran vendido con gusto hace meses. El canario, pieza básica en el temporadón del año pasado, ha desplazado a Henry pero, además, nadie se atreve a discutirle a estas alturas.

Cristiano Ronaldo- Leo Messi (X): Tener la verdad absoluta sobre esta elección me haría único pero no seré yo quien tenga que elegir. Los dos mejores jugadores del mundo (uno más alto y ancho que otro…), las dos auténticas estrellas del panorama futbolístico actual, aquellos que se llevarán los focos (o lo ‘palos’) y de quien dependen buena parte de los éxitos de sus respectivos clubes. Velocidad, desborde, potencia, corazón, carácter y mucho gol. La perfección llevada al césped…

Higuaín-Bojan (1): Es tanta la trascendencia y el protagonismo que ha logrado el ‘Pipita’, que creo que cualquier enemigo en el cara a cara hubiera salido mal parado. Su mejor temporada, la que rumbó definitivamente a Raúl, la que enoja a Florentino por su fallido Benzema y la que le ha colocado como pilar de argentina junto a Messi de cara a Sudáfrica 2010. Enfrente, la mayor promesa del fútbol español, algo estancada últimamente hasta que Ibrahimovic cayó lesionado y alguien tenía que tomar la alternativa. El canterano sí será la gran sorpresa si se confirma realmente su presencia en el once.

Total: Real Madrid (2), Barcelona (4) y Empate (5)

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche