Histórico
9 marzo 2010Jose David López

Bendtner, eterno aspirante a goleador

bendtner

En un estadio de fútbol se aplauden grandes jugadas, labores destructivas, arreones ofensivos o paradas increíbles. Por encima de todas ellas, la máxima expresión pasional del fútbol sigue siendo el gol, ése momento sublime que enorgullece a unos y destroza las esperanzas del otro. El estilo actual demanda un gran goleador por plantilla y la mayoría de los equipos pagan cantidades astronómicas por estos ‘killers’ que deciden partidos. No hay espacios, existen pocas fisuras y saber rentabilizar cada ocasión se convierte en la obsesión de estos cazadores del área. Reciben más elogios que nadie, son considerados los grandes protagonistas de este deporte y mueven cifras mareantes en este mercado que apremia el gol por encima de todo.

Sin embargo, no todo es tan perfecto y hay quien tiene en esas premisas generales de cada delantero al peor compañero de viaje diario. Goza de más ocasiones que nadie, disfruta de la capacidad creativa de su equipo, tiene a disposición grandes asistentes y hasta se le ha dado tiempo necesario para madurar. Sin embargo, no parece haber solución posible para los incomprensibles fallos que repite una y otra vez Nicklas Bendtner, aspirante a goleador.

Un bote a destiempo, un defensa que llega a tiempo, un remate al poste…sea lo que sea, el delantero danés jamás ha logrado cumplir las expectativas generadas. Quizás su mejor puesto no sea el de delantero, sino el de un llegador con mucho movimiento o incluso el de un central por altura y condiciones físicas. El Arsenal es el equipo más goleador de la Premier y (más aún tras la marcha de Adebayor) sigue viviendo de la larga lista de jugadores que se unen con goles a la causa. Un central como Vermaelen suma siete, el lesionado desde Navidad Van Persie también logró siete y hasta un mediocentro destructor como Diaby alcanza ya los cinco tantos. Nicklas, el prototipo de delantero que sólo podría triunfar en este Arsenal (por la cantidad de ocasiones que genera), apenas lleva tres.

El danés selló este sábado ante el Burnley una de esas tardes memorables en lo que se refiere a la ironía dentro de un estadio. La hinchada Gunner, cansada de los errores de bulto que hubieran servido para golear a los Clarets, reaccionó con humor ante el desconsuelo de su delantero, que se llevó la ovación más grande de la tarde y que incluso sonreía cuando Wenger decidió terminar con la escaleta de fallos que nos había dejado Nicklas.

El técnico aseguraba tras el partido que los goles del danés llegarían “ante el Oporto” y él, que no es un personaje cualquiera (está enamorado del color rosa y mantiene una relación con una varonesa bastante mayor que él), sigue afirmando una vez tras otra que será “un goleador consumado en el Arsenal”. Sus compañeros no lo tienen tan claro. Arshavin bromeaba en su web personal que Bendtner podría “probar suerte e intentar sentir lo que es marcar” y Almunia apuesta por “decirle que no lo está haciendo bien” y animarle a que cambie su dinámica ante el Oporto en la Champions.

Mientras, en los rincones de Twitter, los ‘grandes registros’ de Bendtner le han servido para ser Trend Tepic y aglutinar gran parte de las bromas más singulares que se despachan por esos lares de la red. Sea como sea, los goles aunque no lleguen, siempre arrastran historias. La de Bentdner, pese a las risas y la agudeza, es ya una peligrosa obsesión. Hoy, la Champions, vuelve a examinarle.

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche