Histórico
7 enero 2010Jose David López

Copa África 2010: La cuenta pendiente de Costa de Marfil (Grupo B)

drogba
Seguimos nuestro recorrido por la fantástica Copa África que arranca el próximo día 10 de enero. Tras analizar al detalle el Grupo A, continuamos con el que ha sido tachado como ‘Grupo de la muerte’ pues tres de sus participantes estuvieron presentes en el último Mundial de 2006. Además, tres de ellos son ‘vecinos fronterizos, lo que levanta más ampollas. Así es el Grupo B.

Costa de Marfil: Las selecciones africanas llevan décadas anunciando un supuesto cambio en el orden pre-establecido dentro del panorama mundial. Cada vez empujan con mayor fuerza y meten miedo a los gigantes, a los que sorprenden en muchas ocasiones. Sin embargo, a falta de ese salto definitivo, sólo una selección africana podría poner ‘patas arriba’ el sorteo de toda una fase final de un Mundial: Costa de Marfil. Y es que más allá de la Guerra Civil que desmonta planes de paz en el país y que provoca atentados contras los dirigentes y tremendas sacudidas violentas de los rebeldes (Forces Nouvelles), la actualidad nacional recalca con asiduidad los éxitos de sus jugadores por todo el mundo, lo que coloca a Abiyán (motor económico pero no capital), como epicentro de promesas africanas por excelencia.

Nadie posee un delantero con más gol y capacidad que Drogba, ni un actor acompañante de la calidad técnica de Kalou ni dos destructores del nivel de Zokora o Yaya Touré, puntos todos ellos que, junto a Eboué (atraviesa un mal momento pero es fijo), la zurda peleona de Boka, la experiencia defensiva de Kolo Touré o la profundidad de banquillo con gente como Gervinho, Keita o Dindane, les coloca como principales favoritos. Cierto es, pese a todo, que con esta misma generación decepcionaron en la última CAN cuando cayeron ante Egipto o sintieron excesiva presión en Alemania 2006. Los de Halilhodzic, técnico con experiencia en PSG o Rennes, vienen de pasearse en la fase mundialista y por su larga lista de efectivos, se han podido dar el gustazo de dejar fuera a gente muy eficaz como Doumbia o Romaric, pero ahora más que nunca deben dar la talla levantando el título.

Burkina Faso: La ex colonia francesa no levanta cabeza en sus problemas con la economía rural, por los suelos y con miles campesinos obligados a buscar trabajo en los países ‘vecinos’. Es uno de los países más pobres del planeta y así lo ha reflejado en materia futbolística a lo largo de una historia que jamás ha tenido la bandera burkinabé entre las más destacadas. Su éxito más saliente fue en 1998 donde, como anfitrión, llegó a las semifinales de la CAN. Sacar provecho de las buenas generaciones juveniles que están despuntando (fue tercera en 2001 en el Mundial Sub 17) y aprovechar el tirón mediático de algunos de sus jugadores ya en tierras europeas, puede ser el inicio para una selección dirigida por el portugués Paulo Duarte recién cesado del Le Mans, al que dirigía al mismo tiempo).

Los Potros tienen jugadores expandidos por diversos campeonatos europeos de segundo nivel y sus dos jugadores más conocidos son el extremo del Hamburgo, Pitroipa, y el diestro Kaboré, suplente habitual en el Marsella. Tienen una baja notable y sensible en el potente Bancé, un punta en estado de forma excelente con el Mainz pero que no estará por problemas con el seleccionador. Sin embargo, al menos en lo visto hasta la fecha, el gol no ha sido problema cuando ha estado sobre el césped Dagano, un punta fuerte que tras varios años en Francia, se marchó al Al-Khor qatarí y anotó en la fase mundialista nada menos que doce goles. Puede dar alguna sorpresa y se prepara hace semanas a conciencia.

Ghana: África es un continente de contrastes y el más rebelde de todos sus países siempre fue el ghanés. Allí nació el primer impulso para proclamar la independencia de un estado subsahariano, las bases para evitar el neocolonialismo y uno de los que mayores ingresos obtienen por sus explotaciones nacionales (sobre todo de electricidad y turismo). En fútbol, la historia quiso proclamarles como el país referencia de África a pesar de que en citas mundialistas han sido otros (Camerún o Nigeria), quienes más han apostado para la expansión del continente en el deporte rey. Y es que, aunque Alemania 2006 fue un estupendo banco de pruebas, su gran poder reside en las Copas africanas donde son temibles como reflejan sus cuatro entorchados.

Tras la revolución sufrida en 2004, donde se llevó a cabo una ‘limpia general’ con nombres que pasaron a mejor vida, la selección que ahora dirige el serbio Milovac Ravejac, creció con la progresión de sus puntales del medio campo. Essien se convirtió en el mejor todoterreno del mundo, Muntari en un llegador de primer nivel y Appiah es el capitán con mayor capacidad de liderazgo de todo el continente. Un bloque compacto, con mucho oficio pero al que siempre le mató su falta de definición en el área rival. En esta CAN 2010 sus problemas se han multiplicado de manera desgraciada en las últimas semanas. Pese a clasificarse arrollando para el Mundial sudafricano, las lesiones van a mermar en exceso a las Estrellas Negras. Los citados Appiah y Muntari no estarán (uno por sus lesiones graves y el otro por problemas con la Federación), Paintsil, lateral derecho titular, se destrozó la rodilla hace apenas diez días y Mensah, el líder defensivo, se lastimó un tobillo la semana pasada. Demasiados ‘puntos negros’ para un candidato a la deriva que dependerá más que nunca de un Essien que llega justísimo tras semanas tocado y que espera rentabilizar a los jóvenes campeones del mundo Sub 20, Adiyiah, Ayew y Badu.

Togo: La ex colonia francesa, estancada en la transición hacia una democracia justa que rompa la Constitución sebera (casi dictadura) del régimen de la familia Eyadéma, busca motivos para salir de su debacle. En un país donde el fútbol representa mucho más que un simple deporte, la aún mítica clasificación de los suyos para Alemania 2006 levantó grandes esperanzas que, desgraciadamente, han ido quedando en el camino por la desastrosa profesionalidad de sus dirigentes, envueltos en constantes polémicas y enfrentados a sus propios jugadores en continuas ocasiones (han cambiado varias veces de seleccionador en los últimos años).

Así, el caos ha podido reflejarse en la fase mundialista, donde apenas han tenido opciones de repetir fase final. Tal ha sido el desastre obtenido que el seleccionador, el francés Hubert Velud, llegado en octubre, ha revolucionado la lista para esta Copa África con la idea de mandar un aviso a sus jugadores y dar un paso al frente pensando en el futuro. Así, existen numerosos cambios respecto a las previsiones y más allá de Adebayor, intocable héroe de un combinado pobre en todas sus líneas pero con mucho oficio (y respeto en Lomé por el infernal ambiente de las gradas). El irregular pero talentoso Gakpé (Mónaco), el imprevisible Salifou (suplentísimo en el Aston Villa) o el veloz Ayite (Nancy), son sus mejores escuderos, poco aval para pensar en un buen campeonato.

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche