Histórico
19 diciembre 2009Alberto Ramos

El gran comodín (Sami Emmanuel)

sami-enmanuel

Incluso antes de un Mundial Sub-17 se publican listas de potenciales cracks. El fútbol y otros deportes se han convertido en un abrillantador prematuro de jóvenes promesas, pese a que hayan despuntado en sólo unos meses. Lógico, el negocio de traspasos es muy rentable si fichas barato a un chaval que puede multiplicar por 100 la inversión. Y eso se hace cuando está en fase de rodaje/aprendizaje. O cuando todavía es un juvenil. Por eso apenas descubrimos jóvenes totalmente desconocidos en un torneo Sub-17. Sin embargo, cuando rueda el balón siempre hay excepciones, como la del delantero nigeriano Sami Emmanuel, el Balón de Oro del Mundial Sub-17.

Emmanuel fue el pequeño atacante negro con el dorsal 14 que marcó los dos goles que tumbaron a España en semifinales, el primero de volea con la zurda y el segundo con un efectivo toque con la derecha tras pararla con el pecho y bajarla fenomenalmente en carrera. Muy fino ante Edgar. Y eso que salió en la segunda parte. Antes ya había marcado a Argentina (de penalti) y otros dos goles a Nueva Zelanda sin haber estado nunca en el once inicial. Debutó como titular en el torneo en el último partido, en la final. Ahí tuvo una gran ocasión, pero esta vez no acertó al intentar mandarla por encima del portero. La intención fue buena pero no fue entre los tres palos. Y luego arreó Suiza.

Con todo, fue votado por los periodistas como el mejor jugador del torneo. La auténtica revelación marcando 5 goles en 5 partidos y con una media de 44 minutos por partido. Vamos, la sorpresa real del campeonato, el revulsivo de las Súper Águilas.

Sami Emmanuel es todo músculo, pese a sus 1,63 metros. Potencia para correr, para aguantar los empujones de la defensa, para disparar desde fuera del área o dentro de él. Le he visto lo justo para comentar que parece muy buen rematador y es veloz. Le falta, como a todos, foguearse en una liga de nivel para saber lo que puede dar de sí. Perseverancia, físico y explosividad tiene. Quizá le falte envergardura para el remate de cabeza, pero da la impresión de que puede mandar a la red buena parte de lo que pilla y posee perspicacia para buscar los huecos. Si se le da espacios, llega fácil.

Menos en la final, en todos sus encuentros fue suplente del delantero Omoh Ojabu (Dolphins), que sólo marcó un gol. Emmanuel cumplirá los 17 años en diciembre y ya ha salido de Nigeria, está cedido en el Bodens FK sueco, un club humilde que esta temporada ha sido campeón de su grupo en la Division 2 (como una 2ªB). Hasta allí se ha ido cedido por el equipo nigeriano My People, que no está en la primera división. Seguro que tras este Mundial le salen mejores ofertas.

De momento, Sami ha sacado la cabeza y ha luchado por una vida mejor. Según he leído en el blog de su anterior equipo, es un chaval que nació como tantos otros en un suburbio, con fuertes convicciones religiosas (ha sido monaguillo) y que planea subir peldaños poco a poco. Le comparan con Daniel Amokachi (Brujas, Everton, Besiktas), actual segundo entrenador de la selección de Nigeria. Veremos en qué queda la carrera profesional de este chico del estado de Delta. Ni siquiera en Nigeria era conocido el chaval y como el Mundial Sub-17 es donde por primera vez se le ha visto en un escaparate de fútbol de primer nivel, no hay muchos vídeos. Os dejo el resumen del encuentro ante España.

Todas las Jóvenes Promesas en El Fichaje Estrella

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche