Histórico
20 junio 2009Francisco Ortí

Un trámite para el récord

spain-sudafrica

España visitaba el Free State Stadium con la tranquilidad de saberse clasificado para las semifinales de la Copa Confederaciones y con la única necesidad de sumar un punto ante Sudáfrica para asegurarse el primer puesto del grupo A, al margen de mantener vivos el récord de imbatibilidad y el de victorias consecutivas. Enfrente tendría a la anfitriona del torneo, una selección sudáfricana que se jugaba la supervivencia en el torneo. La Roja hizo los deberes (2-0) y se confirmó como líder de grupo, mientras que Sudáfrica se clasifica como segunda gracias a que Irak no pudo pasar del empate a cero contra Nueva Zelanda.

Vicente del Bosque aprovechó el compromiso para dar descanso a hombres cargados de minutos, aunque mantuvo en el once a piezas clave como Xavi, David Villa y Fernando Torres. Entre las novedades se encuentran los nombres de Reina, Arbeloa, como lateral izquierdo; Busquets o Riera. Las variaciones de nombres no se tradujeron en un cambio táctico, ni en un notable descenso de la intensidad del fútbol de la Roja, que se mantuvo concentrada, aunque con menos tensión de lo habitual.

Sudáfrica afrontó el partido con descaro y buscó con ganas la portería de Pepe Reina, pero sin demasiado acierto. Pienaar y Parker fueron los hombres más peligrosos de los Bafana Bafana, que, demasiado acelerados en los metros finales, no supieron encontrar la calma para pensar con claridad y descubrir el modo de superar la buena defensa que realizaron Gerard Piqué y Raúl Albiol.

La primera mitad concluyó sin demasiadas ocasiones y ningún gol. Tras el descanso España tampoco pisó el acelerador, pero, a los 50 minutos, una descontrolada entrada de Mokoena sobre Cesc Fábregas en el interior del área brindó la mejor ocasión para marcar. Un seguro desde los once metros como Villa sería el encargado de lanzar la pena máxima. Y falló. Khune, portero de los sudafricanos, acertó hacia donde iba a disparar el delantero asturiano y dibujó una parada espectacular para evitar que el tanto subiera el marcador.

Cuando el fallo de David Villa comenzaba a desatar murmullos hablando de que su frustrado traspaso al Real Madrid ha provocado que pierda la concentración, el delantero asturiano volvió a aparecer en escena para resarcirse de su error e inaugurar el marcador. Fue a los 51 minutos, en un derroche de velocidad de movimientos y ejecución al revolverse en el área para cruzar su disparo ante la salida del portero local.

Con ventaja en el marcador, España jugó con mayor tranquilidad y Vicente del Bosque permitió debutar en el torneo a Pablo Hernández y Fernando Llorente, quienes todavía no habían tenido minutos. El delantero del Athletic de Bilbao aprovechó la oportunidad para reivindicarse anotando un gol a los 61 minutos gracias a una jugada de estrategia a balón parado.

El pitido final convirtió a España en la líder indiscutible del Grupo A, en la selección que más victorias consecutivas encarrila en la historia (15) y en la que más partidos aguanta invicta, empatando con Brasil a 35 encuentros sin perder. Sudáfrica acompañará a la Roja en las semifinales y juntas esperan rival, que saldrá de la terna entre Brasil, Italia y Egipto.

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche