Histórico
26 junio 2009Jose David López

Cruzeiro y Estudiantes ‘pegan’ primero

estudiantesLa Copa Libertadores más imprevisible de los últimos años a tenor por los cuatro semifinalistas que se están disputando el título de ‘rey’ continental, ha dejado ya un reflejo de la que puede ser la finalísima. Cruzeiro y Estudiantes de la Plata aprovecharon el factor campo, se aliaron con la lógica y apuntan a un choque que intentarán impedir Gremio y Nacional, debilitados pero ni mucho menos muertos.

Cruzeiro-Gremio: Cuando perdonar se castiga doble

En el infernal ambiente del Mineirao, con un público pasional a sus espaldas y una opción que no recuerdan en Belo Horizonte desde 1997, cuando ganaron su segundo título en la Libertadores. Partido de pierna fuerte, de mucho físico y de ocasiones clarísimas para ambos equipos aunque mientras Maxi López y Alex Mineiro se hincharon a desperdiciarlas, la Raposa acertó a la primera por medio de Wellington Paulista con un cabezazo que trastocó el guión visto hasta ese momento.

Un disparo potente de Wagner con mucha suerte para los locales pues fue desviado por un defensor tricolor, aumento los problemas a los de Porto Alegre, que aún así volverían a fallar en defensa poco después. Fabinho, sólo en el área, cabeceó a placer un centro de Jonathan. Cuando se daba casi por finiquitada la serie y el pase finalista de los Minas Gerais, el colegiado se lesionó, el partido se frenó en su ritmo y Gremio logró serenarse defensivamente. En los últimos minutos logró sacudirse la presión, dar un paso adelante y revivir de la nada con un golazo de Souza en una falta directa que les da vida para la vuelta en suelo Gaúcho (3-1).

Estudiantes-Nacional: Clásico platense con un solo color

El Río de la Plata es un estuario donde se unen los ríos Paraná y Uruguay y que sirve de frontera para separar Argentina de suelo charrúa. El río más ancho del mundo une así mismo a dos ciudades costeras aunque rivales futbolísticas, Buenos Aires y Montevideo, dos metrópolis que dirimen estos días sus enemistades en el clásico platense entre Estudiantes y Nacional. Esas rencillas no se crearon de la nada y es que la Libertadores tiene dos hechos puntuales que atestiguan una de las causas de esta rivalidad. El ‘Pincha’ ganó la Libertadores en 1968/69/70 y Nacional fue campeón en 1971, 1980 y 1988. En 1969, Estudiantes le ganó la final a Nacional, que le devolvió gentilezas en 1971, algo que aún se recuerda y que tiene en este duelo la excusa ideal para romper ese empate ‘técnico’.

Y el primer golpe lo dio con total justicia el equipo de Sabella, que aprovechó un fantástico inicio de partido para increpar al Bolso, mucho más contemplativo y donde sólo dejó detalles positivas el joven Lodeiro. La movilidad de Boselli y la ‘Gata’ Fernández, para que los envíos de Verón y Benítez tuvieran siempre un destinatario, fueron de lo más acertado de los locales pero los dos puntas, sin embargo, se hincharon a dejar pasar sus mejores ocasiones, especialmente una en solitario del ex de Boca. De tal manera la cita necesitaba un protagonista y lo encontró en una llegada de potencia por parte de Diego Galván (1-0). Verón, que inició esa jugada y que es clave para su equipo, se marchó lesionado en la segunda parte y pese a que Estudiantes siguió llegando con cierta asiduidad, empezó a mostrar precauciones hasta el final. Ventaja mínima. Decidirá Parque Central donde, por cierto, Nacional tendrá que ser mucho más agresivo y ambicioso de lo que lo ha sido como local hasta la fecha.

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche