Histórico
16 junio 2009Jose David López

Europeo Sub 21: Marcus Berg, la primera ‘perla’ en brillar

bergLo analizamos con calma y avisamos del poderío ofensivo que tenía el anfitrión. Muchos centímetros, fuerza física, potencia pero también calidad y técnica. Una mezcla que puede ser clave a lo largo de un torneo o pasar inadvertida sin la defensas rivales se muestran a buen nivel, aunque el machete siempre está listo para castigar a los más débiles y de eso puede dar buena cuenta Bielorrusia. Debutó Suecia en ‘su’ Europeo Sub 21, ante un público entregado que abarrotó los graderíos de Malmo y con las mejores sensaciones posibles. Goleada (5-1) (video al final del post), pegada letal, alternativas ofensivas y dos puñales inspirados fueron suficientes recursos como para desarbolar el atrevimiento inicial de los ex soviéticos y recordarles que en suelo escandinavo esos ‘gigantes’ amarillos buscan su primer gran título en categorías inferiores.

Curiosamente y quizás para hacerles reaccionar, Bielorrusia empezó mucho más inspirado, concentrado y confiado en sus posibilidades. Mucha profundidad, apariciones de su mejor hombre (Krivets) y serenidad con la posesión de la pelota mientras los suecos se perdían una y otra vez en balones largos y precipitación. A la media hora el guión se fracturó irremediablemente y desde unos 30 metros, tras una jugada del citado Krivets (estrella del BATE), el organizador Kislyak se sacó un disparo terrible que sorprendió a todos por su potencia y acabó en la red de un Dahlin que no volvería a tener trabajo.

Tuvo que ser el gol, la necesidad y la desventaja que hacía temer la sorpresa. Suecia se entonó, sacó carácter y en apenas cinco minutos dio la vuelta al marcador. Primero con un disparo de Elm que desvió Martynovich y después con el primero de la tarde para la estrella escandinava, Berg. El del Groningen se movió entre líneas y llegando desde atrás, se marchó en un par de toques de tres defensores y batió por bajo con puntea sutil a Chesnovski. Bielorrusia había hecho enfurecer a la marea amarilla y acabó pagándolo en una tarde de exhibición para Berg. El delantero, con mucha movilidad, remate e inteligencia, ganó una vez tras otra la lucha a sus marcadores y encontró en su pareja de baile, el gigante Toivonen, al mejor asistente porque sus dos siguientes goles (no perderse en tercero de la tarde en un pase largo y volea según le llegó), llevaron media firma del prometedor punta del PSV. Finiquitó la fiesta de la Fotbollslandslaget un zapatazo formidable de Svensson, que reflejaba la capacidad goleadora de los suecos.

En sus dos únicas apariciones en fases finales del Europeo Sub 21, Suecia siempre ha tenido una pareja de delanteros de renombre que acabó ganándose un hueco en el panorama europeo. En 1992, su mejor torneo hasta la fecha, la pareja la formaban Tomas Brolin y Keneth Andersson, dos referentes goleadores de la época que encontraron continuación una década después ya que en 2004 el dúo de ‘killers’ lo ocuparon Elmander y Rosenberg. Ahora, con máxima esperanza y todas las opciones abiertas, Berg y Toivonen quieren seguir con buena nota esa dinastía del gol.

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche