Histórico
7 marzo 2009Francisco Ortí

Kun perdona al Real Madrid

atletico-real-madrid-09

El Atlético de Madrid volvió a escapar una nueva oportunidad para vencer al vecino, y dejan pasar una temporada más sin ganar un derbi madrileño. Los rojiblancos tuvieron a merced al Real Madrid pero sus fallos en los últimos metros, especialmente de Agüero, les privaron de los tres puntos. El empate a uno sólo es bien recibido en Barcelona, donde los culés amplían su ventaja a seis puntos.

Pese a la proximidad de los compromisos europeos, los dos técnicos alinearon los onces esperados, salvo leves variaciones. Juande Ramos sorprendió colocando a Sergio Ramos en el centro de la defensa para cubrir la ausencia de Pepe, mientras que Lass se reconvirtió en lateral derecho y rindió a buen nivel. Abel Resino, por su parte, apostó por la juventud de Ignacio Camacho en la medular, aunque la gran novedad del técnico fue táctica. Abel olvidó su afición por las defensas adelantadas, y construyó un equipo serio en defensa que buscaría hacer daño a la contra.

El paso atrás de los rojiblancos otorgó por completo la iniciativa al Real Madrid. Los blancos carecieron de creatividad pese a la presencia de Guti en la sala de máquinas y el regreso de Gago. El peligro sólo llegó gracias a la habilidad individual de los dos interiores madridistas. Marcelo estuvo revoltoso por la izquierda y puso a prueba a Leo Franco con un potente disparo. Robben continúa sin descubrir que comparte el terreno de juego con diez madridistas más y libró de nuevo una guerra individual que no cosechó más que dos disparos lejanos.

El Atlético mantuvo la calma, consciente de que disfrutaría de alguna ocasión a la contra si persistía en su apuesta defensiva. No se equivocaban, del mismo modo que tampoco se equivocaba Cannavaro cuando dijo que Agüero fallaba muchas ocasiones. El Kun se quedó solo ante Iker Casillas tras un desajuste defensivo de la zaga blanco, pero el portero venció el mano a mano gracias a sus sobresalientes reflejos.

Fue una ocasión aislada para los colchoneros. Acto seguido se reinició el monólogo madridista que forzó un saque de esquina para explotar la pizarra de Juande Ramos. Sin embargo, lo que explotó fueron las venas del cuello del técnico merengue al ver que un corner a favor se convertía en una contra de libro para los atléticos y Forlán transformó en el 0-1 a los 38 minutos. En la primera mitad el Real Madrid había tenido más presencia en el área rival, pero los goles no se merecen, se marcan, y eso sólo lo hizo el Atleti, que se marchó con una sonrisa al descanso.

Tras la reanudación, Juande Ramos tiró del plan B, que consistía en olvidar su innovador planteamiento inicial y situar a cada jugador en su posición ideal. Míchel Salgado e Higuaín entraron por Guti y Heinze, por lo que Lass regresó al puesto de mediocentro, y Marcelo al lateral izquierdo, para que el argentino asumiera la responsabilidad ofensiva por esa banda. El viraje táctico funcionó a la perfección y en su primer intervención el Pipita trazó una diagonal y buscó en profundidad al hasta el momento desaparecido Huntelaar para que devolviera la igualdad al marcador. El holandés estaba en posición de fuera de juego cuando recibió el pase, por lo que el gol no debió subir al luminoso.

El gol de Huntelaar tuvo un efecto dinamizador sobre el encuentro. El Atlético de Madrid lanzó por los aires el guión que había seguido en la primera mitad y se dedicó a improvisar. La anarquía y el descontrol se apoderó del Atlético de Madrid y no varió pese a la entrada de Maniche. Poseídos por esta fiebre ofensiva los rojiblancos desconcertaron a la zaga local y disfrutaron de claras ocasiones a pies de Forlán, Sinama y, sobre todo, del Kun Agüero para batir a Iker Casillas, pero el portero volvió a salir vencedor de cada duelo e hizo buenas las predicciones de Cannavaro sobre el delantero argentino.

El cansancio y los compromisos europeos descafeinaron los minutos finales y ambos equipos se mostraron incapaces de deshacerse la igualdad. El reparto de puntos final es especialmente negativo para el Real Madrid, que ve como se rompe su racha de victorias consecutivas y se amplía la diferencia de puntos con el Barcelona.

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche