Histórico
9 febrero 2009Jose David López

Bayern, Benfica y Marsella, salen airosos

FBL-GER-BUNDESLIGA-BAYERN MUNICH-ROSTOCK

No generan la misma expectación que las tres principales ligas mundiales ni sus victorias levantan la polvareda que las que llegan desde la Premier o la Liga, pero no por ello son menos interesantes. Son la cantera de Europa, el trampolín para muchos y la excusa aventurera para quienes empiezan y, por todo ello, merecen el mayor de los respetos. Además, en este caso, hablamos de tres campeones de Europa y de equipos gigantescos en sus fronteras. Bayern, Benfica y Marsella han completado un fin de semana anímicamente perfecto que les dará alas para seguir creciendo en una campaña con inmensas posibilidades de volver al nivel de antaño.

En la Bundesliga, el Hoffenheim continúa su dinámica de explotación de recursos. Los de Ralf Rangnick no se han debilitado en exceso tras el parón invernal y pese a haber cedido esta jornada ante el Gladbach (colista), siguen sacando máxima rentabilidad a Demba Ba, Salihovic y Obasi. La lesión de su ‘killer’ Ibisevic intenta ser paliada por el trotamundos Sanogo que, al menos desde este fin de semana, recibirá la ayuda ofensiva del brasileño Wellington. Ese traspiés fue aprovechado, como siempre, por un Bayern que ya ha dado un golpe de mando y avisa de sus intenciones de revalidar el título y romper la alegría del modesto que quiere ser ‘rey’.

Los de Klinsmann se impusieron sin muchos problemas al Borussia Dortmund en el clásico germano por excelencia. El allianz sigue siendo terreno pantanoso para los de Klopp, que pese a haber derrotado a los bávaros en la Supercopa veraniega, no pudieron repetir la gesta. Y es que pese al gol tempranero de Valdez, la maquinaria muniquesa sigue siendo inapelable si se cruzan las combinaciones entre Ribery y Toni, que últimamente encuentran ayudantes de lujo en Zé Roberto (incombustible desde que regresó del Santos) y Klose, que volvió por sus fueros con un ‘doblete’. Ahora la Bundesliga se estrecha por completo con cuatro equipos (incluyendo a Hertha y Hamburgo) en apenas tres puntos. Apasionante y atractivo poder presencia ‘guerra’ contra el imperio bávaro.

Algo muy parecido ocurre en Portugal. El clásico de este domingo entre Oporto y Benfica, más allá de la dureza que siempre corresponde a estos partidos (creedme cuando aseguro que son los partidos más bruscos que jamás he visto en Europa), reflejó el estupendo nivel que está consiguiendo el equipo lisboeta que dirige a la perfección Quique Flores. El técnico madrileño está sacando jugo a una plantilla bastante limitada y con mimbres que sabe explotar en beneficio común. Mucho sacrificio en mitad de campo, balones colgados al área y gran poderío a balón parado. Precisamente así se adelantaron las Águilas, con un perfecto cabezazo del francés Yebda tras un saque de esquina de Reyes. Mucha etensión, buen armamento en la medular visitante y decepción final. Pese a haber sido superiores, el colegiado se inventó un penalti absurdo sobre Lisandro y ‘Lucho’ González evitó el liderato (merecido) del Benfica. Apenas cuatro puntos distancian las cuatro primeras plazas.

Otro epicentro del fútbol europeo se centraba este domingo en el fantástico Velodrome, donde el ambiente, siempre infernal en partidos exigentes, es un ‘plus’ que saben explotar los de Eric Gerets. Hasta la Costa Azul llegaba un Burdeos atractivo en su diseño y estilo peor, sobre todo, espléndido en tres cuartos de campo hacia adelante. Gourcuff, Cavenaghi y Chamakh pretendían dar ‘caza’ al Lyon pero salieron golpeados en sus aspiraciones. Fue precisamente el delantero marroquí quien rompería la balanza con un inesperado gol en propia meta tras un remate de cabeza inapelable de no haber sido porque Ramé, su portero, no pretendía ser el destinatario. Lento, tosco y sin demasiadas ocasiones, los marselles rompen la línea aquitana para poner la Ligue 1 en un puño. Sólo cinco puntos separan a los cinco primeros clasificados con Toulouse y PSG a la espera.

Tres campeonatos preciosos, especialmente atractivos en esta campaña y que, salvo catástrofe global, se decidirán en las última sjornadas. No hay que perderles la vista.

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche