Histórico
10 octubre 2007Jose David López

El Suárez charrúa

En 1960 el fútbol español vivió un acontecimiento que ha ido ganando en importancia con los años. Era la España del franquismo y un zurdo mágico, con una calidad impropia para la época, triunfaba en el gran Inter de Helenio Herrera donde cosechó, entre otros, el único Balón de Oro que ostenta nuestro fútbol. Ahora, 47 años más tarde, un ‘tocayo’ del gallego pretende emularle, al menos, en el nombre, porque en el fútbol sólo da sus primeros pasos.

Se trata del uruguayo Luis Suárez, una de las grandes incorporaciones del año en la Eredivisie pero, sin ninguna duda, una de las apuestas de futuro más atractivas que nos deja el fútbol sudamericano.

El talento se lo supieron dar y explotar en el Nacional charrúa, donde se coronó campeón en 2006. Y es que su ascenso ha sido fugaz y en tiempo récord. Ese mismo año abandonó los ‘bolsilludos’ para dar el salto a Europa, ya que la siempre atenta Eredivisie holandesa le había fijado objetivo en el Groningen, un equipo de mitad-alta de tabla que era el escenario ideal para jugar sin tensiones, con libertad y sobre todo, donde iba a madurar en el entorno europeo. Luis firmó una campaña de altísimo nivel con diez goles y un cúmulo de estadísticas y pruebas visuales que confirmaban la estupenda compra realizada por unos 800.000 euros. En la fase final de los play-off ya se empezó a hablar sobre su posibles traspaso a un grande porque era el líder del equipo verdiblanco y después de sumar méritos con la selección Sub-20 en el Mundial de Canadá de este verano, se ganó definitivamente su fichaje por el Ajax, donde pone la nota positiva entre las amarguras actuales.

El negocio fue redondo para el Groningen, que accedió a su venta por 7,5 millones de euros, pese a todo, alejados de los más de 15 con los que los ajaccied lo traspasarán en unos años. Suárez tiene una facilidad innata para asistir, casi más que para golear, y es allí donde reside su gran valía, porque es su creatividad y visión lo que le hace diferente. Por ello, no se le puede considerar un goleador, pese a que en una liga menor como la que le disfruta cada domingo, sí le proporcione buenas cifras a sus escasos 20 años.

Tiene un buen disparo, sobre todo con la pierna derecha y es muy hábil tanto en manejo del balón como en desparpajo, algo que puede explotar más aún con el paso del tiempo porque por su movilidad, puede ser la pesadilla para centrales más corpulentos y pesados. Realmente no le veo como un ariete y ni tan siquiera un llegador, sino como un jugador que, con libertad y su desequilibrio, surgirá donde debe para poner la nota diferencial.

El ‘otro’ Luis Suárez, por ahora, tendrá su primera oportunidad seria a nivel internacional con Uruguay ya a Tabarez no se le ha pasado que en Ámsterdam tiene, posiblemente, a la gran esperanza celeste para el futuro. Qué mejor momento que ahora para darle la alternativa…

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche