Histórico
13 junio 2006Jose David López

Día 5: A todos nos cuesta ganar

Está claro que nadie se va a librar en este campeonato de sufrir por y para cada punto, y esos dolores de cabeza por la victoria le llegaron hoy a la todopoderosa penta campeona.

Hasta que Kaka se lució con un golazo lejano de los que estamos viendo a pares, algunos dicen que el balón tiene mucho que ver, Brasil estaba pausada, sin su velocidad de juego y muy bien soportada por una defensa croata asentada, sin fisuras y ante la que únicamente se le atacaba desde lejos. Ronaldo no jugó, porque ni la olió, Ronaldinho comenzó mostrándose y terminó trabajando como el que más, mientras los aplausos se los llevaban Juan y Lucio, es extraño, pero fueron los más destacados.

Dicho eso es de suponer que Croacia plantó cara, tanto, que mereció mucha mejor suerte. Krancjar tenía estudiado al detalle el partido, colocó a Tudor de “destructor” junto con Niko Kovac, que hasta que aguantó (se retiró por un duro golpe en el costado), mantuvo a raya a la segunda línea brasileira. Matrícula de honor para Prso, que se “partió la cara” durante los noventa minutos y tuvo alguna clara ocasión y para Robert Kovac, que tan flojito llegaba al Mundial pero que es el valuarte para los croatas.

Brasil se metió atrás, por momentos todos estaban por detrás del balón, acosados por una Croacia orgullosa de su apuesta de juego y que se quedó sin premio por la falta de pegada que separa a los grandes de las aspirantes. Kranjcar, Klasnic, Srna,… todos la tuvieron pero Dida también estuvo acertado. Empate costoso para la “favorita”, y es que está comprobado que a todos les costará sacar adelante sus partidos.

Y sino, pregúntenle a Domenech, cuya máxima lectura del partido fue la de haber robado dos puntos a su rival directo, ¿Que pensará cuando quede fuera? El motivo, uno ya conocido en el seño de los galos, la enorme falta de ocasiones, no se crean opciones y el mediocentro es más para romper el juego rival que para la propia elaboración. ¿Solución?, Domenech pensó en la perla marsellesa, Ribery, pero ni con esas rompió la extraordinaria defensa suiza.

Henry no es un delantero que deba pasarse el partido peleándose sus propias ocasiones y como Zidane no logre hacerse con más balón, Francia va a sufrir de nuevo para lograr algún tanto, suerte que Togo y Corea le podrán servir de estimulante para un posible emparejamiento con España.

Suiza por su parte rentabilizó al máximo su idea para esta tarde, no recibir goles bajo ningún concepto, y lo lograron. Genial Magnin, fenomenal Hegen (ambos terminaron muy tocados) y meritorio el esfuerzo de Gigax tras su ingreso. Y es que a pesar de que Kobi Khun no quería despistes atrás, suyas fueron las dos mejores ocasiones. Barnetta de tiro al poste y el propio Gygax con un remate complicado que sacó Barthez (Domenech margina a Coupet) como pudo pudieron aclarar la clasificación de un grupo que lidera Corea, habrá que ver hasta cuando.

El partido curioso se vio en Frankfurt, donde desde el inicio se vio que eso de que Togo estuviera en el Mundial era extraño, sobre todo para el encargado de dar al “play” para escuchar los himnos, que repitió el de Corea ante la mirada de asombro de los africanos, que no sabían si era broma o les estaban poniendo a prueba.

Tras la anécdota, Togo se plantó con un delantero rápido para buscar las espaldas ala débil defensa coreana, con Adebayor más retrasado para enganchar y con nueve guerreros por detrás y obligó a los asiáticos a remontar. Un gran gol de Mohamed Kader, más propio de Henry que del jugador del Guingamp suponía el primer gol de Togo en un Mundial y avisaba a los de Advocaat de que no iba a ser sencillo.

La entrada de Ahn, y un providencial robo de Park, que propició la expulsión de Abalo y el primer tanto de Lee Chun Soo, por cierto el primero de falta directa del campeonato, rompieron el partido. Los semifinalistas en 2002 se fueron con todo al ataque para buscar la remontada, y aunque bien pudo Togo dar la puntilla con varios disparos y llegadas a la contra, fue Ahn Jung Hwan con otro estupendo disparo lejano quién daba la victoria y volvía a convertirse en el héroe nacional.

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche