Histórico
1 enero 1970Francisco Ortí

Athletic: El mestizaje de Lezama

El Barcelona ha encontrado en la cantera un modo de eternizar un estilo de juego. Para el Espanyol es un mecanismo para financiar su supervivencia, mientras que el Real Madrid la utiliza como herramienta propagandística de una política que se anuncia y nunca llega. Cada equipo entiende su cantera de un modo distinto al resto y la adapta en función de las necesidades del primer equipo. En el Athletic Club de Bilbao, por el contrario, la cantera es mucho más que un simple recurso. Es una filosofía. Causa y consecuencia de unos ideales. Lezama es la personificación de los principios sobre los que se sustenta el club vasco.

Dios sólo creó un equipo perfecto. El resto los llenó de extranjeros“, reza un cartel en los aledaños de San Mamés. Una frase que representa los valores de una entidad que ha crecido confiando ciegamente en sus orígenes y apostando únicamente por futbolistas vascos. Una política que ha impedido defender la camiseta rojiblanca a José Eulogio Gárate, criado en Eibar pero nacido en Argentina, o a Miguel Jones, futbolista de raza negra que creció en Bilbao, pero nació en Guinea Ecuatorial.  Estos valores caracterizan al Athletic Club. Forman su ADN y hasta ahora eran inquebrantables, pero el club se ha visto obligado a adaptarse a los nuevos tiempos y ampliar sus miras.

Durante los últimos años, esa genética ha mutado. Primero amplió sus ‘fronteras’ para asimilar a jugadores nacidos en Navarra, Cantabria, el País Vasco francés u otras localidades limítrofes. Posteriormente, se ‘nacionalizó’ a los descendientes de vascos. Y el último paso en esa evolución se cocina en las entrañas de Lezama. Quien se cría en el País Vasco es vasco. Durante el último año, el número de extranjeros empadronados en Euskadi ha superado la cota de los 100.000 y esa realidad de la sociedad vasca se ha visto reflejada en Lezama, que ha asimilado con naturalidad la apertura de fronteras sin perder la identidad. Un duro ejercicio de funambulismo del que el Athletic Club ha salido beneficiado.

Jonás Ramalho es la culminación de esa evolución. Hijo de un angoleño y una vizcaína, Ramalho se convirtió el pasado 20 de noviembre frente al Sevilla en el primer jugador de raza negra que debutaba con el primer equipo del Athletic Club. Un debut que se produjo con total normalidad, siguiendo un camino trazado. Cambia el color, pero no la idea. Lo que a primera vista parece el primer paso en el salto hacia el futuro de conjunto vasco es en realidad uno más, como cualquier otro, dentro de la ejemplar filosofía del Athletic Club. Sin embargo, si podemos considerar a Jonás Ramalho un pionero, logrando algo que nadie antes había conseguido.

Miguel Jones, quien siempre ha defendido que su raza no fue lo que le impidió jugar en el Athletic Club, entrenó durante una semana con el primer equipo, pero no llegó a debutar. Tampoco lo logró Blanchard Moussayou, el primer jugador de raza negra que encontró a formar parte de la escuela de Lezama. El angoleño estaba llamado a romper la barrera racial en el conjunto vasco, pero dos graves lesiones de rodilla le cerraron el paso. Jonás Ramalho ha recogido el testigo de Blanchard, logrando lo que él no pudo. “Si un futbolista es bueno jugará en el primer equipo sin duda. Da igual que sea blanco o negro”, asegura Blanchard, quien se alegra de que Ramalho haya podido culminar el reto que él comenzó.

Ramalho, sin embargo, es solo la punta del iceberg. En Lezama convive toda una camada de vascos de segunda generación. En el juvenil A, destaca Jhon Alejandro Escobar, un defensa nacido en Colombia y que ingresó en Lezama hace más de seis años. En el juvenil B se encuentran el maliense Binke Diabate, y el franco-marroquí Janis Rhamani Cordeiro, quien llegó a Lezama con apenas 10 años. En el cadete está el hijo de inmigrantes Yasen Hamed Mayor, mientras que el camerunés Christopher Atangana milita en la categoría infantil. Por sus pies pasa el futuro del Athletic Club. Ellos representan la evolución de una filosofía y al mismo tiempo el respeto a una política eterna. Los tiempos cambian. Los ideales sobreviven.

Síguenos también desde TwitterFacebook

Athletic: El mestizaje de Lezama, 5.0 out of 5 based on 3 ratings

Contacta con El Enganche




Nuestras redes sociales

 

Contacta con nosotros

Puedes ponerte en contacto con El Enganche a través de este formulario.

Envíanos tus consejos, dudas, quejas o sugerencias para ayudarnos a mejorar. Rellena el formulario y haznos llegar tu mensaje. #yosoyenganche